Interpretación del Derecho Internacional

Interpretación y Clasificación de las Reglas del Conflicto en Derecho Internacional Privado En el contexto del derecho internacional y comparado, esta sección se ocupará de lo siguiente: Interpretación y clasificación. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). Véase asimismo más sobre esta materia y algunas cuestiones conexas en esta […]

Tratados Internacionales Desiguales

Este texto se ocupa, en el Derecho Internacional, de los llamados tratados desiguales o injustos. Los tratados desiguales se han convertido en sinónimo de la práctica imperial de los Estados occidentales en Asia Oriental durante el siglo XIX. También se han convertido en un tema de estudio popular para los historiadores del derecho internacional. Una característica olvidada de la historia de los tratados desiguales es el modo en que se utilizaron y teorizaron como instrumentos del imperio informal antes del siglo XIX, en la primera época moderna. Los Tratados Desiguales, como los llaman los chinos, son un conjunto de tratados del siglo XIX impuestos a China, Corea y el Japón de finales de Edo por las potencias colonizadoras de la región (Reino Unido, Francia, Países Bajos, Alemania, Rusia, Estados Unidos, Austria-Hungría, Portugal, Japón de la era Meiji)1. Otras colonias se vieron afectadas por estos tratados, como India, Nepal, Siam, Tíbet, Vietnam y Ceilán. En términos más generales, el término «tratado desigual» se utiliza a veces para describir un tratado discriminatorio, desequilibrado o coercitivo, que ofrece ventajas desproporcionadas a una de las partes firmantes, especialmente en términos económicos, políticos o militares.

Historia del Consentimiento en el Derecho Internacional

En el siglo XIX, el consentimiento, y solo el consentimiento, se convirtió en la medida de la obligación contractual -la historia de ahí es la de la consiguiente invasión de la legislación social sobre el principio de la autonomía contractual y el desplazamiento de la preocupación por las intenciones reales en favor de una atención al carácter “empírico” del acuerdo que se produce. Nadie comprenderá la verdadera teoría del contrato ni podrá siquiera discutir algún tema fundamental, se decía, cuestionándolo inteligentemente, hasta que ha comprendido que todos los contratos son formales, que la elaboración de un contrato no depende del acuerdo de dos mentes en una intención, sino del acuerdo de dos conjuntos de signos externos -no de que las partes hayan querido decir lo mismo, sino de que hayan dicho lo mismo. La trayectoria del derecho de los tratados sigue en parte este relato y en parte se aparta de él. Está claro que hasta el siglo XIX, las enseñanzas humanistas y escolásticas habían fomentado la idea de que la obligación de respetar los tratados era una cuestión de virtud individual y de buena fe y que se guiaría por los principios de equidad y justicia.

Nación Más Favorecida

La efectividad de los derechos que concede la cláusula de Nación Más Favorecida comienza cuando el Estado concedente da a un tercer Estado un determinado trato en la esfera de relaciones de la misma, siempre que se cumpla la condición de reciprocidad material, en el caso de que haya sido establecida.

Buena Fe

Concepto y Caracteres de Buena Fe Definición y descripción de Buena Fe ofrecido por el Diccionario Jurídico Mexicano (1994), de la Suprema Corte de Justicia de México: (escrito por Alicia Elena Pérez Duarte y Víctor Carlos García Moreno) Expresión tomada en consideración en numerosas […]

Nulidad del Acuerdo Internacional

La entrada analiza el régimen de nulidad aplicable al acuerdo internacional en este contexto y, brevemente, su evolución histórica, como medio que permite entender determinados aspectos de la realidad convencional y normativa internacional actual en relación al régimen de nulidad aplicable al acuerdo internacional. Con esta finalidad, se ha pretendido examinar las cuestiones más significativas que han ido configurando dicha institución a nivel global, tanto desde un punto de vista sustantivo como procedimental, ceñido al marco del régimen de nulidad aplicable al acuerdo internacional y el Derecho de los Tratados.

Pacta Sunt Servanda

La regla pacta sunt servanda encarna un principio elemental y universalmente acordado, fundamental en todos los sistemas jurídicos (Principios Generales del Derecho). Aunque su elemento de buena fe (o de bona fide) atraviesa muchos aspectos del derecho internacional -y el efecto jurídico de ciertas declaraciones unilaterales se basa en la buena fe- es de importancia primordial para la estabilidad de las relaciones convencionales (tratados). La frase latina, a menudo citada, no significa más que deben cumplirse los acuerdos que son jurídicamente vinculantes.

Trato Nacional

Trato Nacional en el Derecho Comercial Significado de Trato Nacional (1), en relación a este tema: Compromiso que adquiere un país para otorgar a las mercancías o los servicios provenientes de otro u otros países, un trato no menos favorable que el dispensado a las mercancías o servicios […]

Conclusión de Tratados

La presente sección analiza la conclusión de un tratado en este contexto y, brevemente, su evolución histórica, como medio que permite entender determinados aspectos de la realidad convencional y normativa internacional actual en relación a conclusión de un tratado. Con esta finalidad, se ha pretendido examinar las cuestiones más significativas que han ido configurando dicha institución a nivel global, tanto desde un punto de vista sustantivo como procedimental, ceñido al marco de conclusión de un tratado y el Derecho Internacional Público.

Límites del Consentimiento en el Derecho Internacional

La Convención de Viena, uno podría pensar, hace precisamente el trabajo de hacer que la idea de autobierno esté condicionada, regularizada, encajonada en las reglas y sus excepciones y organizada como una categoría social. Desde este punto de vista, uno puede simplemente preguntarse con qué coherencia lo hace. ¿Qué tan «libre» deja el consentimiento? ¿Qué restricciones pueden afectar a la misma?. Pero hay otro relato de la Convención que se ha estado tratando de esbozar aquí, que comienza en un lugar distinto. Más que suponer la preexistencia de una categoría fenomenológica de consentimiento del Estado y luego mirar cómo se organiza y controla, se ha tratado de pensar en él como una idea (o conjunto de ideas) producida o generada, al menos en parte, a través de los términos de la Convención de Viena. La hipótesis en este caso es que el consentimiento del Estado adquiere sentido solo en el punto en que se controla o regulariza, que aparece solo a través del acto de su aparente limitación. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). Desde este punto de vista, la Convención asume una apariencia muy distinta: opera como una forma de instarnos a creer en la realidad del ‘consentimiento’, incitándonos a organizar nuestras concepciones de la coerción de manera que no desplace la (aparente) realidad del libre albedrío soberano, fomentando la actuación a partir de un conjunto de formalidades ceremoniales cuyo propósito general es generar la idea de fe, obligación y creencia en el derecho. Seguir esta línea de pensamiento es pensar en el consentimiento no como el principio de nuestra investigación sino como el fin: como la producción ideológica de una maquinaria de formación de consentimiento con sus propias formas de capital, trabajo e intercambio.

Consentimiento Efectivo en los Tratados Internacionales

Esta entrada examina los requisitos al libre albedrío en el consentimiento de los tratados y otros instrumentos internacionales. Si se puede pensar que el régimen del derecho de los tratados, tal como se articula en la(s) Convención(es) de Viena, se organiza en torno a la idea legitimadora del ‘consentimiento a la obligación’, el consentimiento es solo nominalmente el punto de partida. Su función principal, se puede imaginar, es inmunizar a la obligación legal internacional de una crítica de la política de poder: instanciar en la forma del contrato, el principio de igualdad soberana y la idea de autogobierno. Su pedagogía es, por tanto, una pedagogía de la virtud y la moderación. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). Sin embargo, está claro que incluso esta idea de autogobierno no puede ser nunca solo una «regla del yo». Siempre debe estar condicionada, regularizada, encajonada en las reglas y sus excepciones y organizada como una categoría social.

Consentimiento en el Derecho Internacional

El consentimiento puede verse como una convergencia de voluntades (una reunión de voluntades; artículos 31 y 32 del Convenio de Viena sobre los tratados), que puede depender de dónde se empieza, o de qué aspectos del derecho de los tratados se toman como fundamentales. En ese sentido, se podría pensar que las características más significantes o, tal vez, aclaratorias del derecho de los tratados (si se entiende como una empresa sistémicamente coherente) se encuentran en los lugares en los que el consentimiento parece estar totalmente ausente (coacción, sucesión, acuerdos objetivos) o en los que sus efectos se ven sistemáticamente limitados por otros factores (“rebus sic stantibus”, necesidad, fuerza mayor y “jus cogens”). Sólo, se podría argumentar, al observar los límites de la libertad de contrato se puede discernir qué es lo que dicha libertad parece implicar o implicar. Esto en sí mismo puede poner inmediatamente una serie de preguntas en este marco: ¿En qué medida es indispensable el consentimiento para asumir las obligaciones derivadas de los tratados? ¿Pueden asumirse/imponerse obligaciones convencionales sin consentimiento? ¿Qué se requiere a modo de consentimiento? ¿Cuál es su contenido práctico? ¿En qué momentos puede dejarse de lado? Si en el método puede atraer la idea de que el contenido positivo (si lo hay) de la idea de consentimiento debe ser discernido a través del medio de su desplazamiento potencial (el punto en el que «termina»), hay también otro sentido de sus «fines» sobre el cual también se quiere llamar la atención – el que se refiere a lo que permite o produce como práctica discursiva. Una hipótesis, aquí, es que la idea del consentimiento es más que un simple medio instrumental por el cual se logran otras cosas (como un vehículo para transacciones sociales de un tipo u otro), sino que opera como una forma de producir aquello a lo que busca dar efecto: a saber, un mundo legal configurado en torno a la idea de que es el resultado sistemático de actos de libre albedrío colectivo más que de coerción. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). El consentimiento, en otras palabras, se toma a sí mismo como su propio fin.

Detrás de esta hipótesis general se encuentran dos intuiciones teóricas o metodológicas relacionadas. La primera es que el consentimiento, como idea, opera como una forma de vincular la autoridad nacional e internacional buscando asegurar la validez de las transacciones internacionales por referencia a condicionantes de la soberanía (territorial). Sin embargo, esto no significa que su contenido se haya mantenido totalmente estable a lo largo del tiempo. De hecho, a pesar de la adopción de una posición de aparente neutralidad con respecto a las condiciones operativas de los acuerdos políticos internos, se puede observar un cambio general de una concepción del consentimiento basada en el cumplimiento de las promesas de los soberanos a una noción moderna, popular y tal vez democrática, del consentimiento como «autogobierno». Independientemente de que exista o no el derecho a un gobierno democrático o al control popular sobre el ejercicio de la política exterior, la práctica del consentimiento (con lo que me refiero tanto al cumplimiento de las formalidades por las que un Estado se compromete internacionalmente como a la retórica que lo sustenta) es tal que mantiene vivos esos programas.

La segunda intuición, relacionada, es que si el consentimiento debe operar como una categoría de evaluación contra la cual se podría probar la validez de las transacciones internacionales, no lo hace porque se intuye que las condiciones necesarias ya están establecidas, sino porque (al menos en parte) busca operacionalizar esas condiciones y llevarlas a cabo. El consentimiento, en estos términos, se entiende mejor como una práctica que tiene que ver con la «producción» de autoridad tanto nacional como internacional a través de la realización de una serie de actos en gran parte formales y simbólicos, cuyo propósito es demostrar la existencia de un derecho preexistente a gobernar, pero que, sin embargo, está en constante proceso de establecimiento. Así pues, nos queda la formulación casi imposible: «la práctica del consentimiento se refiere a la producción del consentimiento como deseo». En el curso de este texto y de otros en esta referencia, se intentará dilucidar estas ideas en tres etapas: primero a través de una discusión del lugar del consentimiento, más generalmente, en el derecho internacional esbozando sus características productivas; en segundo lugar a través de un breve relato de su surgimiento en la historia del derecho internacional; y finalmente a través de un relato de sus ‘límites’ que pone en primer plano el problema de producir una idea de consentimiento que sea ‘auténtica’ en condiciones de restricción social.

Imposibilidad Sobrevenida

En relación al derecho de los tratados internacionales, hay muchas otras preguntas, aparte de las señaladas en la entrada, sobre la doctrina de la imposibilidad que permanecen abiertas, incluyendo la diferencia entre la imposibilidad de hecho y de derecho y el papel de la culpa. Así pues, aunque el texto final del artículo 61 codifica las cuestiones fundamentales relativas a la imposibilidad de cumplimiento superveniente, las cuestiones pendientes siguen estando sujetas a la interpretación de los Estados y de los tribunales y cortes internacionales. Debe observarse que, sorprendentemente, la mayoría de los estudiosos no perciben que esta doctrina sea en modo alguno controvertida o que dé lugar a cuestiones no resueltas. Por ejemplo, Nahlik, en su ensayo fundamental, señaló que «difícilmente puede haber objeción alguna a la inclusión de la «imposibilidad superveniente de cumplimiento» entre las causas de la terminación de los tratados», esta doctrina se origina a partir de un concepto antiguo de derecho civil, y siempre ha sido considerada como un principio admitido por el derecho general de las naciones. Sin embargo, la formulación del artículo 61 y el enfoque de la Corte en el caso Gabčikovo-Nagymaros indican claramente que los Estados solo pueden invocar la imposibilidad superveniente como base para cumplir los compromisos contraídos en virtud de tratados en circunstancias excepcionales que se identifican con más frecuencia en la teoría que en la práctica. Aun así, la aplicabilidad de esta doctrina es problemática debido a las cuestiones no resueltas sobre su relación con el derecho de la responsabilidad del Estado y lo que califica exactamente como la «desaparición o destrucción permanente de un objeto indispensable para la ejecución del tratado», lo que puede dar lugar a malentendidos y confusión en la práctica.

Cambios Fundamentales en las Circunstancias de los Tratados Internacionales

Es demasiado fácil encontrar motivos para alegar un cambio de circunstancias, ya que, de hecho, en la vida internacional las circunstancias cambian constantemente. Pero estos cambios no son, en términos generales, de un tipo que pueda o deba afectar a la continuidad de la aplicación de los tratados. Por regla general, no hacen imposible la ejecución del tratado, ni muy difícil en lo material, ni imposibilitan la realización ulterior de sus objetivos, ni destruyen su valor o razón de ser. Lo que pueden tender a influir es la voluntad de una u otra de las Partes, por razones ideológicas o políticas -a menudo de carácter interno- de continuar llevándolo a cabo. Tales casos, y otros en los que ocuparía demasiado espacio, presentan sin duda sus dificultades, pero éstas se encuentran en el ámbito político y deben ser resueltas por medios políticos. No pueden y no deben servir de base para importar en el derecho de los tratados una doctrina jurídica de la liberación que esté en total desacuerdo con su espíritu y su propósito fundamental.

Procedimiento de Invalidez de los Tratados Internacionales

Procedimiento de Invalidez de los Tratados Internacionales Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. En inglés: Invalidity Procedure of International Treaties. Procedimiento de Invalidez de los Tratados Internacionales El procedimiento a seguir en materia de nulidad se determina en los artículos 65 … Leer más

Invalidez de los Tratados Internacionales

Invalidez de los Tratados Internacionales Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. En inglés: Invalidity of International Treaties. Invalidez de los Tratados Internacionales y las Convenciones de Viena Es evidente que las Convenciones de Viena sobre el Derecho de los Tratados de … Leer más

Manifestación del Consentimiento para Obligarse por Tratados Internacionales

La Manifestación del Consentimiento para Obligarse por Tratados Internacionales Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. En inglés: Expression of the Consent to be Bound by the Treaty. Por razones históricas y de otra índole, la adopción de un tratado, o incluso … Leer más

Criterios para la Interpretación de los Tratados Internacionales

Criterios para la Interpretación de los Tratados Internacionales Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Objeto y Fin en la Interpretación de los Tratados Internacionales en la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados Los principales elementos del apartado 1 … Leer más

Contexto en la Interpretación de los Tratados Internacionales

El apartado 1 del artículo 31 ha sido probablemente el más citado de las normas de Viena. Esto puede deberse a que la atención superficial a las disposiciones de la Convención de Viena puede llevar a algunos a pensar que este párrafo es la regla general, mientras que su uso es solo un punto de partida para la interpretación. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). Su arquitectura se basa en la relación entre los términos del tratado y el tratado en su conjunto. Una cuestión puede centrarse en una o más disposiciones. Toda disposición de este tipo debe leerse seleccionando el significado ordinario de las palabras utilizadas. Pero encontrar el significado ordinario requiere típicamente hacer una elección entre una gama de posibles significados. El contexto inmediato y más remoto es la siguiente guía textual para tomar esta decisión, con el objeto y propósito del tratado como una ayuda adicional para esta fase de un ejercicio de interpretación. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). Hay que tener en cuenta el resto de la norma general que se establece en los últimos párrafos del mismo artículo. No son disposiciones subordinadas o subsidiarias, sino que son igualmente elementos de la norma general. Se requiere buena fe durante todo el ejercicio. En esta entrada solo se analiza la parte relacionada con el contexto en la interpretación de los tratados internacionales, especialmente a la luz del artículo 31 de la Convención de Viena.

Significado Ordinario en la Interpretación de los Tratados

Significado Ordinario en la Interpretación de los Tratados Internacionales Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Significado Ordinario en la Interpretación de los Tratados Internacionales en la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados Los principales elementos del apartado 1 … Leer más

Buena Fe en la Interpretación de los Tratados Internacionales

Buena Fe o Bona Fide en la Interpretación de los Tratados Internacionales Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Nota: detalles sobre la Buena Fe en los Tratados Internacionales, en general, está disponible aquí. La Buena Fe en la Interpretación de los … Leer más

Consentimiento Tácito

Consentimiento Tácito Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. En inglés: Tacit Consent. Consentimiento Tácito y Exclusión en Derecho Internacional Definición y características principales No existe una definición generalmente aceptada del término procedimiento de consentimiento tácito/exclusión. (Tal vez sea de interés más … Leer más

Enmienda de los Tratados

Enmienda de los Tratados Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Enmienda de los Tratados A veces se dice que de la norma pacta sunt servanda se desprende, tal vez junto con consideraciones básicas de soberanía (véase también Estados, Igualdad Soberana), que … Leer más

Acuerdos Marco Globales

Los acuerdos marco son, por su concepción, instrumentos que toman nota y reconocen el valor de los sistemas de dos o varios niveles. Si bien el derecho internacional tradicional, en principio, no dejaba mucho margen para una aplicación nacional sustancial, los instrumentos modernos, en particular en el ámbito del derecho internacional sobre el medio ambiente, aunque no exclusivamente, han pasado a conceder más importancia a las medidas de aplicación de las partes. Con este enfoque, los fines y objetivos del marco solo podrán alcanzarse si se aplican normas nacionales más específicas. En estas circunstancias, el establecimiento de normas se divide efectivamente entre el nivel internacional y la fase de aplicación nacional. Esta división es la principal diferencia con el enfoque más tradicional del derecho internacional que creó tratados que, por su tema y concepto, no dejaban espacio para diferentes normas nacionales en la etapa de aplicación. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). Un ejemplo de instrumento que no deja un margen sustancial para la aplicación a fin de proporcionar claridad y fiabilidad a sus normas es la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas (1961).

Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados celebrados entre Estados y Organizaciónes Internacionales o entre Organizaciónes Internacionales

La Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados celebrados entre Estados y Organizaciónes Internacionales o entre Organizaciónes Internacionales reproduce las disposiciones de la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados, mutatis mutandis, para el caso de las organizaciones internacionales. De hecho, los primeros 72 artículos de la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados celebrados entre Estados y Organizaciónes Internacionales o entre Organizaciónes Internacionales duplican los principios de la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados, con adaptaciones que tienen en cuenta a las organizaciones internacionales. Estas disposiciones no difieren sustancialmente de la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados y solo hay unos pocos aspectos concretos del derecho de los tratados en los que participan organizaciones internacionales. Sin embargo, la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados celebrados entre Estados y Organizaciónes Internacionales o entre Organizaciónes Internacionales guarda silencio sobre un punto importante que es la cuestión de los derechos y/u obligaciones de los Estados Miembros de las organizaciones internacionales que puedan derivarse de los tratados celebrados por esas organizaciones internacionales. Si el artículo 36bis del proyecto de artículos de la CDI sobre el derecho de los tratados entre Estados y organizaciones internacionales o entre organizaciones internacionales abordaba este problema, la Convención no aborda esta cuestión que parece muy delicada. Además, la alineación de ambas convenciones da lugar a un complejo mecanismo de solución de controversias.

Principio de la Cláusula de la Nación Más Favorecida

En el ámbito del comercio mundial, la posición de larga data de la cláusula como piedra angular del comercio mundial (o global) se ve ahora desafiada por la proliferación en curso de zonas de libre comercio bilaterales y regionales. Sin embargo, más recientemente, ha surgido un nuevo ámbito de la cláusula: el de los acuerdos de inversión. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). En vista de esta evolución, la Comisión de Derecho Internacional decidió una vez más centrar su labor en el significado y el efecto de la cláusula. El 1º de junio de 2007, la Comisión de Derecho Internacional estableció un grupo de trabajo de composición abierta, que recomendó que el tema de la cláusula de la nación más favorecida se incluyera en el programa de trabajo a largo plazo (véase más detalles en esta plataforma general) de la Comisión de Derecho Internacional con miras a preparar comentarios sobre las cláusulas modelo de la cláusula de la nación más favorecida elaboradas a partir de un examen de la práctica de los Estados y la jurisprudencia desde la conclusión de los trabajos de la Comisión de Derecho Internacional sobre el tema en 1978. La proliferación de disposiciones de trato de nación más favorecida en el ámbito de los acuerdos de inversión y, en particular, los diferentes enfoques adoptados por los diversos tribunales de inversión han creado nuevos problemas con respecto a las disposiciones de trato de nación más favorecida. Lo que es más importante, a falta de una interpretación clara y coherente de las disposiciones de trato de nación más favorecida, es posible que los Estados que conceden una cláusula de trato de nación más favorecida en un acuerdo de inversión no puedan determinar de manera fiable y por adelantado qué tipo de obligaciones están asumiendo. Así pues, la Comisión de Derecho Internacional podría proporcionar orientación autorizada para la interpretación coherente de las cláusulas de principio de trato nacional en los acuerdos de inversión. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). A la vista de estos acontecimientos, parece que se puede afirmar que la conclusión de algún experto de la Sociedad de Naciones (SDN, con cuarenta y cinco estados miembros iniciales, creada por la Conferencia de París el 24 de abril de 1919, tras la primera guerra mundial, duró hasta 1939, año que se inició la segunda guerra mundial) sigue siendo cierta, en el sentido de que las naciones no parecen poder eludir el uso de la cláusula.

Historia de la Cláusula de la Nación Más Favorecida

El derecho internacional de inversiones contemporáneo se caracteriza por la fragmentación. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). El derecho aplicable en una controversia suele figurar en un acuerdo bilateral, aplicable solo entre los dos Estados vinculados a la controversia, y no en un tratado multilateral o en el derecho internacional consuetudinario. Las versiones embrionarias de la cláusula de nación más favorecida se remontan a la Edad Media. [rtbs name="historia-medieval"] En esa época, los comerciantes de las ciudades comerciales italianas, francesas y españolas utilizaban cláusulas unilaterales de nación más favorecida para asegurarse el monopolio de la explotación de los mercados extranjeros. Cuando, con el desarrollo del comercio, sus esfuerzos por excluir a sus competidores de estos mercados fracasaron, trataron de asegurar oportunidades comerciales al menos iguales a las de sus rivales. Las versiones recíprocas de la cláusula no aparecieron antes del siglo XV y, coincidiendo con el crecimiento gradual del comercio mundial, solo se hicieron comunes en el siglo XVII cuando se descubrió la cláusula como una forma conveniente de incorporar como referencia las ventajas previamente concedidas en otros tratados (Reciprocidad).

Registro de los Tratados Internacionales

Depósito, Registro y Publicación de los Tratados Internacionales Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. En inglés: Treaties Registration. Depósito, Registro y Publicación de los Tratados Internacionales La razón de ser del registro y la publicación de los tratados es promover un … Leer más

Bona Fide

Al discutir los borradores de la Declaración de Relaciones Amistosas en la década de 1960, los miembros del comité enfatizaron el alto significado moral de la buena fe y calificaron el principio como un fundamento del orden jurídico internacional. Tanto los agentes estatales como los no estatales deben cumplir de manera fiable con sus obligaciones vinculantes en virtud del derecho internacional, ya provengan del derecho consuetudinario, del derecho convencional o de cualquier otra fuente de derecho internacional público (Fuentes del derecho internacional). Incluso las recomendaciones no vinculantes, como las resoluciones de la Asamblea General de las Naciones Unidas u otras formas de derecho indicativo («soft law» en inglés), podrían, hasta cierto punto, requerir ser consideradas de buena fe. Para la comunidad internacional como tal, la buena fe es un principio constitutivo que reivindica su validez tanto en lo que respecta al derecho sustantivo como al procesal. Por lo tanto, la buena fe despliega cierto tipo de cualidad constitucional dentro del esquema del derecho internacional y más allá de eso se concibe como el fundamento mismo de todo el derecho.

Conflictos entre Tratados Internacionales

Conflictos entre Tratados Internacionales Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. En inglés: Conflicts between Treaties. La cuestión de la solución de conflictos entre tratados internacionales está estrechamente vinculada a la aplicabilidad y validez de los tratados («Tratados, validez») y, en última … Leer más

Regulación del Comercio Internacional

Regulación del Comercio Internacional Este elemento es una profundización de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. En inglés: International Trade Regulation. Regulación del Comercio Internacional y Tecnología En lo que respecta al comercio mundial, en el que las nuevas tecnologías influyen tanto en lo que se comercia … Leer más

Buena Fe en los Tratados Internacionales

La buena fe o bona fides es un concepto amplio y orientado al valor. Debido a su carácter abstracto, puede inevitablemente contener el riesgo de un activismo judicial demasiado ambicioso. Sin embargo, la previsibilidad del resultado de un caso puede no estar tan en riesgo si el órgano decisorio tiene en cuenta que la buena fe se refiere a las expectativas legítimas de las partes. Además, los deberes y obligaciones mutuos de los agentes internacionales (Estados, organizaciones internacionales, otros sujetos de derecho internacional público, en cierta medida incluso agentes privados como las organizaciones no gubernamentales) no pueden determinarse de manera puramente formalista. Los tratados, en particular, son «instrumentos vivos». Una interpretación dinámica y evolutiva es indispensable para su aplicación efectiva. Especialmente si y donde existe poco derecho internacional o las condiciones económicas rápidamente cambiantes requieren flexibilidad, la buena fe asume una función de llenar los vacíos. La buena fe es un principio general y objetivo del derecho internacional. Habida cuenta de sus estructuras consensuales, la comunidad internacional depende de que se renueve persistentemente el consentimiento de buena fe. Y también su arquitectura constitucional.

Achmea Bv (Anteriormente Conocida Como 'Eureko Bv') Contra Eslovaquia

Achmea bv (Anteriormente Conocida como ‘Eureko Bv’) v Eslovaquia Fallo Final, Caso PCA No 2008-13, ICGJ 468 (PCA 2012), 7 de diciembre de 2012, Tribunal Permanente de Arbitraje Detalles: Jurisdicción: Tribunal Permanente de Arbitraje [PCA] Fecha: 07 de diciembre de 2012 Citación: Fallo Final, […]

Interpretación de los Tratados Internacionales

Elementos de Interpretación de los Tratados Internacionales Descripción y definición de Interpretación de los Tratados Internacionales aparecidas en el diccionario de derecho procesal constitucional y convencional (2014), escrito por Daniel Francisco Cabeza de Vaca Hernández y publicado por el […]

Estado de Necesidad Justificante

Se examina el Estado de Necesidad Justificante en el código penal germano. Sobre el estado de necesidad en el derecho de los tratados (a sus obligaciones), existen normas particulares de derecho internacional que tienen en cuenta diversos grados de necesidad, pero estos casos tienen un significado y un alcance totalmente ajenos a la doctrina tradicional del estado de necesidad. En estos casos, en los que debe pagarse una indemnización adecuada, no es la doctrina del estado de necesidad la que proporciona el fundamento de las normas particulares, sino las consideraciones humanitarias, que no se aplican al Estado como un órgano político, sino que están destinadas a proteger los derechos esenciales de los seres humanos en situación de peligro.

Requisitos de Validez de los Tratados

Requisitos de Validez de los Tratados en Relación a Derecho de los Tratados En este contexto, el contenido de requisitos de validez de los tratados incluye: Validez de los Tratados

Validez de los Tratados

Contenido de Validez de los Tratados Dentro del derecho internacional público, la información sobre validez de los tratados en esta referencia jurídica cubre, entre otras, las siguientes materias: Capacidad de las Partesen los Tratados Ausencia de Vicios del Consentimientoen los Tratados […]

Entrada en Vigor de los Tratados Internacionales

Las normas sobre conclusión y entrada en vigor deben encontrar un equilibrio entre flexibilidad y estabilidad. Un enfoque demasiado flexible podría socavar la seguridad jurídica y las prerrogativas democráticas; una flexibilidad insuficiente podría hacer imposible responder a las circunstancias políticas cambiantes y hacer que la ley sea obsoleta. La Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados establece un equilibrio justo entre estos dos deseos: promueve la estabilidad, pero también tiene una mentalidad abierta (a veces algo subestimada) a la flexibilidad, como lo demuestra la posibilidad de aplicar provisionalmente los regímenes convencionales y la posibilidad de formular reservas. En la mayoría de los casos, la queja de que la elaboración de tratados es lenta y engorrosa se aplica a los procedimientos nacionales y no a los requisitos internacionales. No obstante, es útil recordar que esos procedimientos nacionales suelen tener por objeto proteger las prerrogativas democráticas y permitir a los parlamentos ejercer un control significativo sobre la política exterior. Seguramente eso en sí mismo no es algo que se pueda desaprobar.

Efectos de los Tratados en Relación con Terceros

Se analiza uno de los casos más importantes en esta cuestión: el que enfrentó a Suiza con Francia y que fue decidido por el Tribunal Permanente de Justicia en 1932. La causa de la diferencia entre Francia y Suiza fue a la vez una disputa legal y un desacuerdo sobre la mejor manera de organizar el régimen económico y aduanero más adecuado a la situación especial de Ginebra y de los territorios adyacentes que la rodean. Los Gobiernos de los dos países tenían la intención de someter a la Corte ambos problemas simultáneamente y en pie de igualdad, sin dar más importancia a uno que al otro: el primero se refería a la primera parte del párrafo 2 del artículo 435 y planteaba una cuestión de derecho, a saber si, al declarar que las disposiciones orgánicas relativas a las zonas ya no eran coherentes con las condiciones actuales, dicha disposición del Tratado, junto con sus anexos, había derogado, entre Francia y Suiza, o al menos tenía la intención de llevar a la derogación de las antiguas disposiciones; la otra se refería a la segunda parte de dicho artículo y tenía la intención de pedir al Tribunal que resolviera, entre Francia y Suiza, en condiciones convenientes, el régimen sobre el que los dos países no habían llegado a un acuerdo. El Acuerdo especial situaba estos dos problemas uno al lado del otro y pedía al Tribunal de Justicia que, en caso de que las Partes no llegaran a un acuerdo después de que el Tribunal de Justicia hubiera comunicado los resultados de su deliberación sobre el problema jurídico, dictara una sentencia única que resolviera simultáneamente la cuestión de la interpretación y resolviera, durante un período que fijaría el Tribunal de Justicia y teniendo en cuenta las condiciones actuales, todas las cuestiones relacionadas con la ejecución del apartado 2 del artículo 435 del Tratado de Versalles (véase un resumen y las condiciones plasmadas en el mismo). Así, el Acuerdo Especial enfatizó la relación entre los dos problemas y recomendó que los mismos jueces decidieran, mediante una sola sentencia, tanto sobre la interpretación del Artículo 435, párrafo 2, como sobre su ejecución. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto).

Camouco, Panamá Contra Francia

El ‘camouco’, Panamá v Francia Pronta publicación, Caso TIDM n. ° 5, ICGJ 338 (TIDM 2000), 7 de febrero de 2000, Tribunal Internacional del Derecho del Mar [TIDM] Detalles: Jurisdicción: Tribunal Internacional del Derecho del Mar [ITLOS] Fecha: 07 de febrero de 2000 Citación: Pronta […]

Efectos de los Tratados respecto de Terceros Estados

Contenido de Efectos de los Tratados Respecto de Terceros Estados Dentro del derecho internacional público, la información sobre efectos de los tratados respecto de terceros estados en esta referencia jurídica cubre, entre otras, las siguientes materias: los Tratados que Crean Regímenes […]

Rebus Sic Stantibus

Definición de REBUS SIC STANTIBUS en Derecho español Cláusula sobreentendida en los contratos en virtud de la cual se entiende que, las estipulaciones establecidas lo son habida cuenta de las circunstancias concurrentes en el momento, esto es, estando así las cosas, de forma que cualquier […]

Circunstancias Especiales

Esta entrada examina los aspectos jurídicos de las circunstancias especiales. En el ámbito del derecho de los tratados internacionales, la imposibilidad sobrevenida de cumplimiento y el cambio fundamental de las circunstancias constituyen medios clásicos de suspender y poner fin a las obligaciones dimanantes de los tratados. Las disposiciones pertinentes de la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados adoptan un enfoque muy restrictivo respecto de la invocación de cualquier motivo que pueda socavar la estabilidad de los tratados, en particular un cambio fundamental de las circunstancias. Este enfoque restrictivo se ve reforzado por la existencia de normas de procedimiento que acompañan a cualquier invocación de circunstancias excepcionales. La jurisprudencia pertinente, en particular la de la Corte Internacional de Justicia, confirma esta aplicación estricta de las circunstancias excepcionales. El TJCE fue menos exigente en un caso, pero como se sugiere en la literatura, esto puede haber sido causado por varias circunstancias propias de ese caso. El caso del Tratado entre los Estados Unidos de América y la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas sobre la limitación de los sistemas de misiles antibalísticos, por otra parte, indica que cuando no existe una adjudicación internacional, la aplicación de un cambio fundamental de circunstancias puede no seguir estrictamente los requisitos del artículo 62 de la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados, sino que se basa en gran medida en factores extralegales.

Incidente Aéreo del 7 de Octubre de 1952

Incidente Aéreo del 7 de Octubre de 1952, Estados Unidos contra la Urss Retiro de la lista, Orden, [1956] CIJ Rep 9, ICGJ 176 (CIJ 1956), 14 de marzo de 1956, Corte Internacional de Justicia Detalles: Jurisdicción: Corte Internacional de Justicia [CIJ] Fecha: 14 de marzo de 1956 Citación: […]

Cláusula de la Nación Más Favorecida

La cláusula de la nación más favorecida es un dispositivo milenario que sigue sirviendo a las necesidades constantes de la sociedad internacional. La cláusula es la que más ha florecido en la era del libre comercio. Además de su función igualitaria, el automatismo que conlleva responde de manera muy adecuada a las demandas de los Estados en tiempos de globalización y de una proliferación sin precedentes de tratados en el ámbito del comercio y la inversión. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). La cláusula es un instrumento flexible, adoptado a voluntad, que puede adaptarse en función de los intereses individuales e incluso ajustarse para corregir la injusticia inherente de tratar por igual a los Estados, que son muy desiguales desde el punto de vista económico. El objetivo primordial de preservar esta flexibilidad puede ser una de las razones por las que el proyecto de artículos de la CDI -aunque proporciona una orientación muy útil sobre el tema y aunque no prejuzga ninguna disposición sobre la que los Estados puedan llegar a un acuerdo de otro modo- nunca llegó a convertirse en una convención formal. Las funciones y efectos beneficiosos de la cláusula han asegurado su supervivencia durante más de 800 años. Así pues, aunque la proliferación en curso de zonas de libre comercio bilaterales y regionales puede poner en tela de juicio la posición de la cláusula como piedra angular del comercio mundial, con el tiempo, cuando las desventajas de un orden comercial tan fragmentado vuelvan a ser evidentes, prevalecerá una vez más la cláusula de la nación más favorecida.

Arbitraje entre la República de Croacia y la República de Eslovenia, Croacia Contra Eslovenia

Arbitraje Entre la República de Croacia y la República de Eslovenia, Croacia v Eslovenia Partial Award, Caso PCA No 2012-04, ICGJ 509 (PCA 2016), 30 de junio de 2016, Tribunal Permanente de Arbitraje Detalles: Jurisdicción: Tribunal Permanente de Arbitraje [PCA] Fecha: 30 de junio de 2016 […]

Caso British Caribbean Bank Limited

British Caribbean Bank Limited (Islas Turcas y Caicos) v Belice Fallo Final, Caso PCA No 2010-18, ICGJ 485 (PCA 2014), 19 de diciembre de 2014, Tribunal Permanente de Arbitraje Detalles: Jurisdicción: Tribunal Permanente de Arbitraje [PCA] Fecha: 19 de diciembre de 2014 Citación: Fallo Final, […]

Caso Relativo al Paso por el Gran Belt, Finlandia Contra Dinamarca

Caso Relativo al Paso por el Gran Belt, Finlandia v Dinamarca Orden, Medidas Provisionales, [1991] Rep. CIJ 12, ICGJ 84 (CIJ 1991), 29 de julio de 1991, Corte Internacional de Justicia Detalles: Jurisdicción: Corte Internacional de Justicia [CIJ] Fecha: 29 de julio de 1991 Citación: Orden, […]

Clausula Rebus Sic Stantibus

El principio del rebus sic stantibus, objeto de debates y controversias, ha visto, como era de esperar, su aplicación limitada por la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados. Si bien este principio es innegablemente atractivo en teoría en la medida en que permite cierto grado de flexibilidad en el derecho de los tratados, su aplicación en la práctica genera preocupaciones legítimas en cuanto a los riesgos y amenazas que plantea. El compromiso de Viena ha logrado así establecer un equilibrio entre esta teoría y otros principios que son las piedras angulares del derecho de los tratados. En este contexto, la formulación y el reconocimiento restringido del rebus sic stantibus en el artículo 62 pueden ser acogidos con satisfacción y aplaudidos: el derecho de los tratados no puede permitirse simplemente convertirse en una fuente de inestabilidad jurídica, lo que supone la terminación o la suspensión de las obligaciones convencionales en razón de su cumplimiento continuado tan pronto como se produzca un cambio de circunstancias.