Comunismo Latinoamericano

El marxismo no tuvo mucho impacto en América Latina hasta la primera década del siglo XX. El Partido Obrero de Chile, creado en 1912 por Luis Emilio Recabarren y otros, se convirtió en el Partido Comunista de Chile (PCCh) en 1920 y, con el Partido Comunista de Argentina, fue miembro fundador de la Tercera Internacional (Comintern). En 1928 también existían partidos en Brasil, Guatemala y Uruguay, así como en México, donde una revuelta infructuosa en 1929 tuvo poco impacto. Sin embargo, una gran insurrección en El Salvador en 1932 fue sofocada con grandes pérdidas de vidas («La Matanza») y la revuelta de Luis Carlos Prestes en Brasil en 1935 no hizo sino reforzar el creciente autoritarismo en ese país. Bajo la nueva estrategia del ‘Frente Popular’, el partido colombiano apoyó al gobierno liberal reformista de Alfonso López Pumarejo y el PCCh se unió a los radicales y a otros para elegir a Pedro Aguirre Cerda como presidente en 1938. Los comunistas también formaron parte de la coalición que eligió a Fulgencio Batista en Cuba en 1940. Durante la Segunda Guerra Mundial los partidos se legalizaron y ganaron apoyo en todo el continente, y brevemente, en 1945-47, el Partido Comunista do Brasil fue el más grande de la región. Sin embargo, con el inicio de la Guerra Fría, fue prohibido en 1947 y el «Bogotazo» de 1948 dio una excusa a otros gobiernos, especialmente al de Chile, para seguir su ejemplo. Sin embargo, bajo el nombre de Partido Guatemalteco del Trabajo, el partido guatemalteco se mantuvo legal hasta la caída de Jacobo Arbenz en 1954 y los diputados cubanos permanecieron en el Congreso de Batista hasta 1959. Con la Revolución Cubana, la vía de la lucha armada volvió a ganar adeptos.

Pluralismo Ideológico

El pluralismo, en su sentido más amplio, es una creencia o compromiso con la diversidad o multiplicidad, la existencia de muchas cosas. Como término descriptivo, el pluralismo puede denotar la existencia de competencia partidista (pluralismo político), una multiplicidad de valores éticos (pluralismo moral o de valores), una variedad de creencias culturales (pluralismo cultural), etc. Como término normativo, sugiere que la diversidad es saludable y deseable, normalmente porque salvaguarda la libertad individual y promueve el debate, la argumentación y el entendimiento. En términos más estrictos, el pluralismo es una teoría de la distribución del poder político. La doctrina del «pluralismo ideológico» se gestó paulatinamente. En mayo de 1971, el presidente Salvador Allende señaló en su Mensaje sobre el Estado de la Nación, al referirse a la colaboración con los países del Pacto Andino, que la diversidad de sistemas económicos y políticos no ha sido obstáculo a la unidad de acción y de propósitos en materias específicas de la integración económica», y añadió: «Debe resaltarse el completo respeto a la diversidad ideológica de los distintos países miembros, lo que no ha impedido la penamente colaboración dentro del área andina.

Revoluciones Políticas

Para comprender mejor el carácter de lo que se ha dado en llamar la primera revolución del siglo XX, es indispensable analizar algunas de las características centrales del antiguo régimen. México logró su independencia de España en 1821, tras una década de guerra civil y sin contar con una élite política preparada y unida. A partir de esa fecha y por medio siglo se enfrentarían constantemente dos facciones, los liberales y los conservadores; los primeros dirigidos generalmente por miembros de los pequeños sectores medios, muchos de los profesionales de carrera, y los segundos por algunos elementos del grupo criollo acomodado y respaldado por la Iglesia. Los liberales tenían un proyecto. nacional modelado a imagen de los Estados Unidos y las naciones más avanzadas de Europa. Los conservadores, en tanto, deseaban la preservación de las formas políticas y económicas imperantes durante la Colonia y por ello veían en la monarquía el mejor sistema de gobierno. A esta lucha, que asumió las características de una guerra c vil, se debe añadir la guerra con los Estados Unidos, en virtud de la cual México perdió la mitad de su territorio, así como la invasión francesa que, apoyándose en el partido conservador, intentó crear una monarquía en México ligada a Francia y comprometida con la lucha contra la expansión de la influencia norteamericana en América Latina. En otro lado (cuando se estudia las características de una Revolución, lo que son y lo que no) se ilustra en qué se diferencian las revoluciones de otros tipos de desórdenes y cambios sociales. Las revueltas campesinas, las revueltas del grano, las huelgas, los movimientos sociales, los golpes de estado y las guerras civiles pueden surgir en el curso de las revoluciones y son elementos constitutivos importantes de las luchas revolucionarias. Las revoluciones se distinguen de éstas porque combinan todos los elementos del derrocamiento forzoso del gobierno, la movilización de masas, la búsqueda de una visión de la justicia social y la creación de nuevas instituciones políticas.

Precapitalismo Latinoamericano

Precapitalismo latinoamericano se refiere a sistemas socioeconómicos caracterizados esencialmente por modos de producción históricamente anteriores al capitalismo (Comunidades primitivas, sociedades esclavistas y feudales) y se aplica a determinadas realidades socioeconómicas posteriores a la conquista del continente americano.

Fuga de Cerebros

Esta entrada se ocupa de la Fuga de Cerebros, importante en el ámbito migratorio de la Unión Europea, Hace referencia a la pérdida que sufre un país como resultado de la emigración de personas (altamente) cualificadas. El origen de esta denominación que se refiere a la migración internacional cuantitativamente numerosa de personas con alta calificación educacional, proviene del inglés “brain drain”, del cual ha sido traducido a diversas lenguas incluyendo el castellano. Por «cerebros» o talentos se entiende, pues, en el contexto de esta denominación, a las personas que poseen altas calificaciones intelectuales, tales como científicos de las ciencias sociales y naturales, universitarios graduados en humanidades, profesionales del nivel universitario y artistas destacados.

Garibaldismo

Cuando Giuseppe Garibaldi regresó a Italia, comenzaba a extenderse por el país la corriente revolucionaria que recorría Europa en 1848, y Garibaldi se unió al Risorgimento, movimiento en favor de la liberación y unificación de Italia. Residió en América del Sur atlántica entre 1835 y 1848, actuando intensamente en Brasil (al servicio de la Revolución de Rio Grande do Su!); en el Uruguay (donde tuvo a su cargo la Jefatura de las Fuerzas Navales y más tarde el Comando en Jefe del Ejército de la República), e incluso en la Argentina. En 1851 visita brevemente Cuba, América Central, Perú y Chile. Desde esas fechas, hasta su muerte, guarda relación estrecha con las colectividades italianas residentes en América, y en especial con las de Brasil, Argentina y Uruguay.

Nacionalismo Económico Latinoamericano

El nacionalismo económico o populismo económico es una ideología que asume la superioridad del intervencionismo económico sobre otros mecanismos de mercado, asegurando la independencia del Estado. Los nacionalistas económicos apoyan, entre otras cosas, la creación de puestos de trabajo, capital y proteccionismo por parte del Estado y la aversión al capital extranjero. Los nacionalistas económicos se oponen a la globalización o, al menos, cuestionan los beneficios del libre comercio sin restricciones. En el caso latinoamericano es parcialmente distinto: suele tratarse de una resistencia a la influencia económica de los Estados Unidos. Pero el asunto es más complejo.

Historia del Comunismo Americano

El comunismo aparece en América Latina poco después del congreso de fundación de la III Internacional (Moscú, 1919); los primeros partidos comunistas se constituyen a partir de escisiones de izquierda dé partidos socialistas o de la evolución de corrientes sindicalistas y anarquistas. En enero de 1918 un grupo disidente del Partido Socialista Argentino funda el Partido Internacional Socialista que se transforma en 1920 en Partido Comunista; en 1919, el Partido Comunista Mexicano es fundado por Manabendra Nath Roy, comunista hindú enviado por el Comintern. En 1921 el Partido Socialista de los Trabajadores Chilenos se constituye en Partido Comunista; en el mismo año es fundado por obreros de origen anarquista el Partido Comunista de Brasil, y el Partido Socialista Uruguayo acepta las 21 condiciones de adhesión a la Internacional Comunista. Otros partidos serán fundados más tarde: el cubano en 1925, el peruano en 1928, etc.

Activismo Político

La actividad política, en un sentido más restringido, no puede desarrollarse mediante una relación social indiferenciada, por serle imprescindible que el contorno social que le es consustancial goce de la necesaria estabilidad. Factor éste, de la estabilidad, esencial para centrar el concepto. El obrar de los hombres dentro de un contorno social estable implica un actuar que ha de ser conforme, para conseguir su validez, su sentido y su eficacia, a que una norma objetiva los reconozca previamente. Actuar, claro está, que ha de ser libre por cuanto que solo mediante la libertad el hombre crea. Y esta actuación libre o creadora es el f iat que dá realmente vida y vigor al grupo social, dotándole de la firmeza que asegura su supervivencia en su forma actual o incidiendo directamente para que su configuración se modifique. La política, caracterizada por ser libre y creadora dentro de un grupo social estable, configura a la actividad humana como la actividad libre que todo hombre tiene el derecho y el deber de ejercer.

Neocolonialismo

Esta entrada se ocupa del Neocolonialismo. Cabe decir que hay cuatro formas básicas de dependencia de un pueblo respecto de una potencia extranjera: colonial, neocolonial, satelital y provincial, y tienden a darse sucesivamente en ese orden. La esencia del neocolonialismo es que el Estado que está sometido es teóricamente independiente, poseyendo todas las insignias de la soberanía en el plano internacional, pero en realidad su economía, y por consecuencia su política, son manipulados desde el exterior. Esa manipulación puede revestir aspectos diversos. Por ejemplo, en un caso extremo, las tropas de la potencia imperial pueden estar emplazadas sobre el territorio del Estado neocolonial y controlar su gobierno. Más frecuentemente, sin embargo, el control es ejercido por medios económicos y monetarios.

El neocolonialismo ha pasado por la crisis general del sistema capitalista mundial, el propio colapso del neocolonialismo y el de su antiimperialismo alternativo y radical (en intenciones, por lo menos), pero es incapaz de superar sus propios límites internos. El sometimiento de África a las potencias externas en todo el continente ha reducido a la nada las diferencias entre las vías de desarrollo afirmadas durante los decenios anteriores; el África de las clases dominantes ya no tiene un plan de desarrollo, ya sea neocolonial o parasocialista. Esta regresión, que a menudo se ha calificado de «cuarta mundialización» en contraposición a la semi-industrialización del «tercer mundo», crea nuevas aperturas en el mercado mundial (o global) y convoca una especie de «recolonización» del continente, llevada a cabo cínicamente por las potencias dominantes. La forma neocompradora que adopta el Estado local tanto como las clases dominantes en estas circunstancias -reemplazando las ilusiones del nacionalismo burgués radical y del neocolonialismo- es incapaz de convencer a la sociedad de su legitimidad. Así pues, esta forma supone un caos político que sólo se superará cuando los nuevos sistemas de poder social popular logren cristalizar en torno a un proyecto que ofrezca una alternativa a la utopía (idealista, irreal: derivado del griego «u-topos», significa «ningún lugar así») de la internacionalización capitalista.

Populismo Latinoamericano

La situación este siglo invita a un repaso oportuno de los populismos latinoamericanos. Los tópicos de ayer, de hoy y de siempre, donde se aborda el difícil reto de entender el populismo y averiguar por qué nace, cuáles son sus características y qué consecuencias provoca en las sociedades latinoamericanas donde se desarrolla. Una parte de la entrada es un intento de descubrir y desentrañar las características fundamentales del populismo contemporáneo. Los párrafos siguientes explican cómo el populismo acaba afectando a fenómenos como la integración regional, la manera en que América Latina se inserta en los procesos de globalización, la forma de entender la historia o su relación con otros movimientos en alza como el indigenismo. Cabría aquí también un relato de los líderes populistas. Respecto a la democracia, se considera la influencia del populismo en la democracia en Latinoamérica (como ocurre también en algunas partes del mundo anglosajón o de Europa) y los peligros que puede plantear. El populismo intenta despertar a una mayoría que está, o cree que está, excluida del sistema de gobierno. El capitalismo planteó preguntas sobre los límites del individualismo en la democracia, pero llegó a ser mitologizado en algunos países de América a través del populismo capitalista, donde la `democracia’ y el `hombre hecho a sí mismo’ son símbolos nacionales poderosos. El populismo contemporáneo busca despolitizar y manipular a la población para mantener un sistema de desigualdades. El modo populista de la democracia es una política de excitación más que de razón.

Sociopopulismo

Estilo de trabajo sociológico inaugurado en Buenos Aires tras el acceso al poder del general Onganía (golpe de estado del 28 de junio de 1968) a través de las cátedras de Sociología (autodenominadas nacionales) de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional. Los nuevos docentes reemplazaron a otros que renunciaron como repudio a la intervención de las Universidades (octubre, 1966) o fueron dejados cesantes por la dictadura (octubre 1966/marzo 1967). Los profesores desplazados participaban en su mayor parte del estilo llamado sociología científica, los menos tenían orientación marxista. Los nuevos docentes se definieron inicialmente como críticos de ambas orientaciones y eventualmente (finalmente) propusieron el rechazo del conjunto de la sociología porque negaban la validez universal de sus postulados o bien porque era un arma del imperialismo norteamericano. Propusieron tanto a partir de la crítica y/o del rechazo formular una sociología nacional.

Sociología Latinoamericana

La historia del pensamiento social latinoamericano es, por un lado, la historia de una serie de recepciones y un esfuerzo por la originalidad, por otra. Las ideas sociales del período colonial se sitúan, desde luego, entre las de recepción o lo que Raúl Orgaz llamó la «refracción de la cultura europea». Propiamente lo que hubo en el período colonial fue filosofía moral. Aunque los historiadores liberales del siglo pasado sean los principales culpables de lo mal que se conoce lo que sucedió dentro de las colonias españolas en América, parece evidente que en las universidades coloniales predominó el escolasticismo que ni en lo social ni en lo político desarrolló sistemas autónomos. Era un esfuerzo filosófico por encontrar una explicación religiosa del mundo. Pero siguen coexistiendo diversos estilos de sociología y varias generaciones de sociología. Se ha hecho ciertamente una fuerte revisión ideológica de la sociología científica que ha traído incluso repercusión mundial, pero nadie puede asegurar que no se vaya a producir una nueva «refracción» de la sociología de los países centrales aunque sea «crítica».

Sociología Crítica Latinoamericana

La Sociología Crítica Latinoamericana Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Sociología Crítica Latinoamericana en las Ciencias Sociales Latinoamericanas Uso común El Diccionario de la Real Academia Española entiende que «crítica» puede usarse con cinco significados diferentes: 1. Arte de juzgar de … Leer más

Prebischianismo

Con Prebischianismo o prebiscianismo se define en algunos casos con intención polémica el pensamiento sobre el desarrollo y las relaciones económicas internacionales de América Latina (y de otras regiones en desarrollo) de un grupo de científicos sociales y sus seguidores políticos, en la medida en que se inspiran en el ideario de Prebisch desde que éste ocupara la secretaría ejecutiva de la CEPAL.

Positivismo en Latinoamérica

Positivismo en Latinoamérica Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Positivismo en Latinoamérica en las Ciencias Sociales Latinoamericanas La filosofía positivista de Augusto Comité, posteriormente de Stuart Mill, Herbert Speier y Charles Darwin (Charles Robert Darwin, 1809-1882; véase «darwinismo social» y «selección … Leer más

Pachismo

Estableciendo una diferenciación del significado, el pachismo, desde el punto de vista idiomático, puede considerarse como un indicador, no solo de un cambio lingüístico, sino principalmente como un síntoma claro de que el español está cediendo ante el inglés. Una posible interpretación de la degradación en la calidad del idioma, es la supresión histórica de su uso en los estados de California, Nuevo México, Arizona, Colorado y Texas. Además debe considerarse que el grueso de los inmigrantes llegados a los Estados Unidos estaba compuesto por campesinos mexicanos analfabetos, con los usos lingüísticos de las distintas regiones mexicanas. La permanencia de estos trabajadores en la sociedad norteamericana, los hizo adoptar palabras en inglés a la sintaxis española.

Payo

El vocablo se registra desde principios del siglo XVI, y era muy corriente en los siglos XVII y XVIII. En español general continúa siendo designación del aldeano. Una acepción es la de «campesino ignorante y rudo». Registra también la voz “payo” como modo de llamar al prelado o al párroco en geunanía. El sentido que tiene en México se ha registrado en todos los diccionarios de americanismos del español (Santamaría, Malaret, Morínigo), y no parece estar muy alejado de la acepción más general, aunque solo se puede hablar de payos respecto al habitante de las grandes ciudades, y no se puede calificar de payo a un campesino en el campo. La voz “payo” tiene otras significaciones en el resto de América.

Huasipunguero

Huasipungo es una forma de trabajo agraria común en la República del Ecuador. En sentido usual, huasipungo (o huasipungu) designa el lote de tierra que usufructuaba el trabajador indio en las grandes explotaciones agropecuarias (haciendas) del altiplano andino. En sentido jurídico, el Código de Trabajo ecuatoriano definía (Art. 289) al Huasipunguero como el que trabaja en un fundo mediante estipendio que recibe parte en dinero, como jornal y parte en aprovechamiento de una parcela que le da el patrono. Esta forma de trabajo permitía la apropiación por el terrateniente de una renta en trabajo destinada al cultivo de sus tierras, a la ganadería y al cuidado de su propia familia. Aunque con modalidades y variaciones inagotablemente diversas de una provincia a otra y hasta entre haciendas contiguas, esta forma de trabajo consistía fundamentalmente en la posesión, por parte del trabajador indio, de una parcela de tierra (huasipungo) para su subsistencia y habitación en el interior de la propiedad del terrateniente. El huasipunguero cultivaba la parcela con sus propios instrumentos de trabajo, ayudado por su familia. La producción de la misma le pertenecía por entero. La extensión del huasipungo variaba enormemente, sin relación alguna con el trabajo exigido.

Chicano

El término chicano es usado profusamente por periodistas del suroeste de los Estados Unidos, profesores y alumnos de origen mexicano residentes en ese país, y por agrupaciones de orden político. A menudo es empleado como sinónimo de México norteamericano, latino, latinoamericano, español americano. Se observa, sin embargo, la tendencia a usar el vocablo con mayor intensidad en los círculos universitarios y políticos. Los chicanos pueden caracterizarse con los atributos observables de un grupo minoritario, esto es, un subgrupo dentro de una cultura de la cual se distingue por razón de los rasgos físicos, lenguaje, costumbres y patrones culturales. Este subgrupo se ve asimismo como inherentemente distinto del grupo dominante en el poder, y objeto de discriminación colectiva.

Parasociología

La parasociología no se confunde, en el uso que del término se ha hecho en habla castellana, con la «literatura de manifestación social», es decir, obras propiamente literarias o de ficción pero que contienen abundantes datos que permiten el estudio de las ideas y grupos sociales que en ellas se tratan (caso del Martín Fierro o el Quijote), ni con la llamada «sociología potencial» o «presociología» de autores, como los realistas sociales argentinos del siglo pasado (Echeverría, Sarmiento, Alberdi) que insertan en su obra literaria elementos de la nueva ciencia social nacida en Europa. Pero desde mediados de la década del sesenta se entra en una nueva fase en la historia de la sociología latinoamericana, la fase llamada «crítica» que supone una revisión de los modelos y etapas anteriores.

Nacionalismo Latinoamericano

Nacionalismo Latinoamericano Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Nacionalismo Latinoamericano en las Ciencias Sociales Latinoamericanas El concepto de nacionalismo Ante todo, es necesario distinguir la definición y descripción del nacionalismo de la definición y descripción de la nación. (Tal vez sea … Leer más

Montoneras

Montoneras Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Montoneras en las Ciencias Sociales Latinoamericanas La categoría histórica. La expresión montoneros es un americanismo que designa a los integrantes de una montonera, es decir, grupo de jinetes que pelean en montón, sin orden … Leer más

Mitrismo

Se entiende por mitrismo varias acepciones o interpretaciones en el terreno de la política argentina, así como de la historiografía y el periodismo vinculadas a la obra y personalidad del intelectual y hombre público Bartolomé Mitre. El término es de recibo corriente en las ciencias sociales de Argentina, y también de los países sudamericanos vednos, entre otras razones porque Mitre residió y actuó intensamente durante muchos años en Uruguay, Chile y Bolivia, aparte de sus vinculaciones con Paraguay que se explican en la entrada.

Milenarismo

Los movimientos milenarios surgen en sociedades que se encuentran atravesando situaciones de Tisis. Los datos sobre movimientos de este tipo parecen confirmar su aparición cuando una sociedad se halla perturbada como consecuencia del contacto con otra u otras sociedades que intentan dominarla, contacto que acarrearía cambios desfavorables en las condiciones económicas y sociales precedentes, o bien cuando esta sociedad se siente amenazada por la acción de fuerzas incontenibles como fenómenos naturales, hambres o epidemias. Frecuentemente ambos grupos de factores desencadenantes se encuentran presentes en los momentos culminantes de la crisis. Estos movimientos tienen como objetivos la reinstauración del tiempo perfecto, el regreso a la tierra perfecta, o el logro de ambos. En ese tiempo y en ese lugar no existirán el sufrimiento, el trabajo, el deseo, la inseguridad ni la muerte. La vida se desarrollará en paz y armonía, en felicidad y libertad.

Flujos Migratorios en América Latina

Con excepción de las zonas donde subsisten grandes núcleos indígenas no miscigenados (costa pacífica de Perú a México, y enclaves interiores), el resto de la sociedad latinoamericana es resultado de migraciones relativamente recientes. La colonización europea (vinculada al hecho de la Conquista y a la mestización en amplias zonas), se ha conjugado desde el mismo siglo XV con los esclavos africanos traídos por la trata, y más tarde con las migraciones espontáneas de nuevo europeas, o también asiáticas, para darnos la actual fisonomía demográfica de la zona.

Martinfierrismo

El retorno del joven escritor Jorge Luis Borges a la Argentina en el año 1921 significa la introducción de la vanguardia artística europea, y en especial del futurismo de Marinetti, cuyo Manifiesto de 1909 había comenzado el proceso de los «ismos» de comienzos de siglo en Europa. Tomando el mismo nombre que el movimiento de vanguardia toma en España «ultraísmo», Borges publicará un artículo en la nueva revista literaria «Nosotros», esquematizando la actitud del movimiento naciente.

Ladinización

A partir del siglo XIX, cuando los nuevos gobiernos independientes abolen las distinciones de castas, se empieza a usar el término ladino para denominar no solo a los indígenas y africanos castellanizados, sino también a los descendientes de indios y europeos; así, tiene el mismo sentido que las palabras mestizo, cholo y caboclo. Más aún, en las regiones de Guatemala y Chiapas de más intenso contacto interétnico, se ha venido a llamar ladinos a todos aquéllos que hablan español, incluidos los europeos y sus descendientes. En tiempos modernos, pues, la distinción entre ladinos e indios, más que de orden genético o «racial», es de orden cultural.

Hampa

Hampa Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Guarura en las Ciencias Sociales Latinoamericanas Guarura. Sust. mase. Méx. 1. Guardaespaldas, 2. Rufián, matón. El término se ha extendido en la conversación familiar de todos los niveles sociales de México y ha pasado … Leer más

Guadalupanismo

Guadalupanismo Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Véase también Tratado de Guadalupe Hidalgo. Guadalupanismo en las Ciencias Sociales Latinoamericanas De acuerdo con una antigua tradición popular que data del primer tercio del siglo XVI, se nos dice que entre los días … Leer más

Gorilismo

Gorilismo Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Gorilismo en las Ciencias Sociales Latinoamericanas Término construido a partir del de gorila: mono antropomorfo de mayor fuerza y de tamaño semejante al del hombre, por ello susceptible de simbolizar la fuerza bruta. En … Leer más

Gamonalismo

Esta palabra, junto con gamonal, es de utilización frecuente en el léxico político y panfletario de algunos países de América Latina, en particular Bolivia, Ecuador y Perú. El gamonalismo, en ciertos aspectos, puede ser comparado con la dominación de tipo patrimonial definida por M. Weber; en particular al señorío patrimonial (que tiende a someter ilimitadamente al poder señorial los súbditos políticos extrapatrimoniales).

Forismo

Forismo Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Forismo en las Ciencias Sociales Latinoamericanas Definición y origen Un ejemplo del anarquismo español finisecular, las federaciones sindicales, que agrupan sindicatos de resistencia, imbuidas del anarquismo, en América Latina se denominaron durante mucho tiempo … Leer más

Fascismo Latinoamericano

Fascismo Latinoamericano Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Fascismo Latinoamericano en las Ciencias Sociales Latinoamericanas A partir de los años 30 se han desarrollado en América Latina diversos movimientos fascistas, con grados diversos de imitación de los modelos europeos (sobre todo … Leer más

Docilidad

Es en Puerto Rico donde el concepto ha sido más usado y discutido. Ya en el siglo XIX Salvador Brau (que usaba docilidad como sinónimo de civilizado o civilización) y en la lengua corriente isleña, se definía al dócil, indistintamente, como fatalista, resignado, aplatanado y mangutado, siempre en el siglo XIX.

Dicotomía Estructural

Dicotomía Estructural Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Dicotomía Estructural en las Ciencias Sociales Latinoamericanas Origen y definición El Diccionario de la lengua española (Real Academia Española, Madrid, 1970), define la palabra dicotomía, en su acepción lógica, como «Método de clasificación … Leer más

Dependentismo

La llamada «teoría de la dependencia» en las Ciencias Sociales latinoamericanas comienza a desarrollarse particularmente en los años 60, a partir de los estudios llevados a cabo por la Comisión Económica para América Latina (CEPAL) acerca del desarrollo económico de la región. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). Las investigaciones de este organismo sobre el comercio internacional, particularmente con referencia al período de la llamada economía «primario exportadora», o de «desarrollo hacia afuera» (aproximadamente entre 1850 y 1930) condujeron a una revisión de la teoría tradicional de las transacciones internacionales y a destacar los efectos negativos que, a través de lo que se denominó el «deterioro de los términos del intercambio», habían tenido para el desarrollo latinoamericano.

Desarrollismo

Ideología de modernización económica y social que cristalizó en los años cuarenta y cincuenta (del siglo XX) en diversos países latinoamericanos. Con frecuencia el término es usado con sentido peyorativo por sus críticos, pero en ciertos contextos designa una doctrina de crecimiento y diversificación social, independientemente de enjuiciamientos de valor.

Debraysmo

Debraysmo Este elemento es una ampliación de los cursos y guías de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y análisis sobre este tema. Debraysmo en las Ciencias Sociales Latinoamericanas Neologismo, del nombre de Regis Debray, joven filósofo marxista francés, alumno de la Escuela normal Superior de París, autor de varios ensayos sobre A. Latina. Después de diversas … Leer más

Cristeros

Se llamó cristeros en son de burla, a los participantes del movimiento que se desarrolló en México entre 1926 y 1929, y más tarde entre 1935 y 1940. El nombre deriva del grito «¡Viva Cristo Rey!» que aquéllos usaron en la batalla, como contraseña y como expresión de júbilo. Si la resistencia armada pudo expresar fines, una ideología, fue en términos religiosos, y esto no es sorprendente puesto que se trata de la rebelión de un pueblo perseguido, que ha agotado la legalidad, que tiene una visión del mundo, una retórica religiosa.

Cordobazo

Acaso la particular significación que tuvo la movilización derive del singular encuentro de la clase obrera con las clases medias, promovido por los primeros, que fueron capaces de articular no deliberadamente a un grupo social extenso que otrora fue su representante natural. En otros términos, una movilización y una protesta más urbana que proletaria pero con el sello de estos últimos. Ciertamente se puede suponer que las razones de la protesta obrera eran compartidas por estas clases medias urbanas, pero que, lo que en estas fue una explosión d mal humor, en aquellas se entronca con una situación estructural, constante, de allí que, concluida la acción, será distinta la asimilación en la conciencia histórica de cada clase. Así, mientras las clases medias justificaron su acción por, la represión, las clases obreras se incorporaron al episodio como un hito extremadamente importante de su propia historia contemporánea.

Cocoliche

De Antonio Cocoliche, nombre de un inmigrante italiano que representaba el papel de cochero en uno de los primeros teatros porteños. En una de las representaciones, interpelado por otro personaje, respondió entremezclando formas italianas con el consiguiente efecto cómico. Los dueños del teatro decidieron volver a utilizar ese recurso en las representaciones siguientes e introdujeron así el personaje Cocoliche que hacía reír con su español lleno de errores e italianismos. Por último, la palabra tomó el significado de ese modo de hablar.

Socialismo Nacional Lationoamericano

El socialismo nacional latinoamericano se vincula directamente y en un mismo texto suelen aparecer como sinónimos con otras corrientes ideológicas similares: izquierda nacional, nacionalismo de izquierda, patriotismo revolucionario y los diversos socialismos «chileno», «peruano», ‘»uruguayo», «venezolano», etc. Para una definición más precisa del concepto deben quedar bien claras sus dos fuentes básicas, siempre constitutivas de la ideología y del hecho político que describe: el «socialismo» y el «nacionalismo». El socialismo engendró en América Latina, tanto en sus versiones definidamente marxistaleninistas como en sus versiones reformistas, en distintos momentos de su historia grupos de pensadores y políticos que definieron la «lucha nacional» y «antiimperialista» como la forma histórica de la «lucha de clases». El agente coordinador de la lucha debía ser un Frente Nacional, en el que dominaría la clase obrera.

Sindicalismo en América Latina

Con relación al proceso de formación de la clase obrera en América Latina que no comienza sino a principios del siglo XX se puede argumentar con razón que el grado de organización de los trabajadores latinoamericanos refleja el nivel de desarrollo económico de los países de esta región. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). Las organizaciones sindicales deben hacer frente en la década de 1970 a una serie de problemas cuya característica común es la incertidumbre creciente sobre la posición de los obreros en el contexto político nacional. La incapacidad del sistema económico para absorber el crecimiento proyectado de la mano de obra y la subutilización de la mano de obra actualmente empleada se conjugan para impedir un incremento significativo de la productividad del trabajo y para obstaculizar mejorías en la situación obrera.

Saludos

Como un aspecto de la subcultura, o si se quiere contracultura, que las organizaciones de tipo radical revolucionario obrero y socialista de lengua española, especialmente de orientación anarquista, desarrollaron en la Época Contemporánea, se deben analizar las fórmulas epistolares. A principios del siglo XIX predominan en ese medio social fórmulas que se remontan al estilo republicano, y a veces jacobino, de la Revolución Francesa de 1789. Así el encabezamiento de «Ciudadano», e incluso el uso de «Salud».

Historia de la Reforma Agraria

La cuestión agraria existe desde que se efectuó la llamada «revolución neolítica», la de la «invención» de la agricultura con sus corolarios de la sedentarización, de la apropiación de la tierra y de la división de la sociedad en clases. Si no se puede hablar de leyes agrarias o de revolución agraria en la Grecia antigua, le consta al historiador la presencia obsesiva de la cuestión agraria. La lucha entre grandes propietarios por una parte, sus siervos y sus medieros por la otra, desemboca, en el caso de Atenas, en las medidas tomadas por Dracón, Salón y Pisístrates, y la creación de la pequeña propiedad que se identificó con el apogeo de la ciudad democrática de ciudadanos soldados, pequeños propietarios que a la vez trabajaban directamente su tierra. Tal situación pasó a la dignidad de Idealtypus desde las sociedades antiguas del mundo mediterráneo hasta las sociedades contemporáneas.

Cepalismo

Interpretación del desarrollo económico y social latinoamericano formulada en el marco de la Comisión Económica para América Latina, organismo regional de las Naciones Unidas. Sus bases fueron puestas por Raúl Prebisch hacia finales de los años cuarenta de siglo XX.

Cardenismo

El término cardenismo se refiere a un estilo y forma de gobierno que prevaleció en México durante el período presidencial del general de división Lázaro Cárdenas del Río (1934-1940). Las características más importantes de ese período y a las que alude el término fueron las siguientes: una alianza del Estado con los sectores populares obreros y campesinos, la formación de un partido dominante de carácter semi-corporativo en el que se incorporaron subordinándose a sus directrices las principales organizaciones con que contaban esos sectores populares, finalmente la reforma de algunas estructuras económicas heredadas del pasado en beneficio de los aliados del régimen y del fortalecimiento del Estado tal fue el caso de la reforma agraria, el estímulo a las demandas obreras, la formación de cooperativas de productores y la nacionalización de la industria petrolera hasta ese momento en manos de extranjeros.

Burguesía Nacional

El concepto de «burguesía industrial» figuró en el centro de preocupación de gran parte de la literatura económica, sociológica y científico política latinoamericana referida a los problemas del desarrollo de la región, en las décadas de los 50 y 60 (del siglo XX).