Sociología de la Salud

En las sociedades modernas, los cuerpos son cada vez m√°s algo que “creamos” en lugar de aceptar como algo dado. Intervenciones como la dieta y el ejercicio son ejemplos de tecnolog√≠as sociales del cuerpo. El aumento de los trastornos alimentarios ilustra la socializaci√≥n de la naturaleza: cosas que antes se consideraban ‘naturales’ ahora dependen de decisiones sociales. Los soci√≥logos subrayan que la enfermedad es una construcci√≥n social: esto se puede ver en la manera en que los dolores y las emociones se medicalizan como “s√≠ntomas”.

Economía del Bienestar

Este texto se ocupa de la Economía del Bienestar como concepto de la teoría económica. Es considerada una materia del estudio económico dedicada a los llamados óptimos sociales. En contraposición al óptimo de bienestar individual, opta por valores que se relacionan con el óptimo colectivo.

Estado de Bienestar

Estado de bienestar, proyecto y modelo de sociedad que constituye el principal punto program√°tico de gran n√ļmero de ideolog√≠as y partidos pol√≠ticos actuales. El concepto, surgido en la segunda mitad del siglo XX, parte de la premisa de que el gobierno de un Estado debe ejecutar determinadas […]

Seguro Social

N√ļmero de Seguro Social (Ss) El n√ļmero que identifica a cada asegurado. V√©ase Tambi√©n Mutualidades de Previsi√≥n Social Derecho Social, Sumario Sociedades Nacionales de Cr√©dito Sociedad de Ahorro y Pr√©stamo Algunas entradas en la Enciclopedia sobre los Seguros (no Seguro Social) […]

Sostenibilidad

Esta entrada se ocupa de la Sostenibilidad, c√≥mo los sistemas biol√≥gicos siguen siendo diversos y productivos indefinidamente. El t√©rmino “sostenibilidad” podr√≠a describirse como la capacidad de mantener un nivel de vida decente sin causar da√Īos al medio ambiente. As√≠ pues, la sostenibilidad podr√≠a entenderse como las cualidades del bienestar humano, la equidad social y la integridad del medio ambiente. En otras palabras, podr√≠a considerarse como el objetivo del equilibrio entre el hombre y el ecosistema. Una definici√≥n breve de sostenibilidad, en las ciencias, ser√≠a, sin embargo, c√≥mo los sistemas biol√≥gicos siguen siendo diversos y productivos indefinidamente. La sostenibilidad se ha convertido en un t√©rmino que se aplica ampliamente en numerosas disciplinas y describe el esfuerzo por equilibrar las necesidades humanas con la capacidad del mundo para satisfacerlas. El desarrollo sostenible es un t√©rmino que describe el progreso de la sociedad hacia el objetivo de la verdadera sostenibilidad. Los pilares clave de la sostenibilidad incluyen las dimensiones medioambiental, social y econ√≥mica, aunque pueden a√Īadirse otros pilares en funci√≥n del estudio citado. Tanto el pilar medioambiental como el social de la sostenibilidad buscan lograr sistemas estables que puedan satisfacer las necesidades cr√≠ticas en un futuro previsible: esto incluye ecosistemas que puedan funcionar para proporcionar servicios cr√≠ticos, as√≠ como aspectos clave del bienestar, la equidad y la calidad de vida. La sostenibilidad econ√≥mica describe un sistema que puede ser ca√≥tico pero que debe ofrecer rendimientos constantes para el uso de las sociedades. Se describen los retos de la medici√≥n de la sostenibilidad, incluidos los peligros de depender demasiado de los datos econ√≥micos para evaluar el progreso hacia sistemas sostenibles. Se repasan las t√©cnicas de evaluaci√≥n cr√≠tica, como la sostenibilidad fuerte frente a la d√©bil, la evaluaci√≥n de la triple cuenta de resultados y la evaluaci√≥n medioambiental. Los ge√≥grafos humanos deben ser conscientes de algunas de las limitaciones que presenta la medici√≥n de nuestros avances en este √°mbito, en particular el impacto de depender en gran medida de los datos econ√≥micos para describir la sostenibilidad ambiental o social.

Movimiento del Centro Comunitario

Una caracter√≠stica distintiva de los primeros a√Īos del movimiento de asentamiento fue “residencia”. Por dise√Īo, el personal y los voluntarios vivieron comunalmente en la misma casa o edificio, compartiendo comidas e instalaciones, trabajando juntos y pasando parte o todo su tiempo de ocio juntos. Este acuerdo foment√≥ un ambiente excitante en el que hombres y mujeres con educaci√≥n universitaria y motivaci√≥n social disfrutaron de la oportunidad de compartir sus conocimientos, experiencias de vida, ideas y planes para el futuro. Trabajando y viviendo juntos, incluso por per√≠odos cortos, los residentes de una casa de asentamientos enlazados en proyectos espec√≠ficos, colaboraron en temas sociales, formaron amistades cercanas y experimentaron impresiones duraderas que llevaban Concon ellos durante toda su vida. En el caso del movimiento LGBT, a lo largo de la d√©cada de 1990, el movimiento de los centros comunitarios se extendi√≥ a ciudades y pueblos cada vez m√°s peque√Īos. En el a√Īo 2000, casi la mitad de los 100 centros comunitarios eran la √ļnica presencia LGBT sin √°nimo de lucro de su zona, el primer punto de contacto para las personas que buscaban informaci√≥n.

Bienestar Publico

En Gran Breta√Īa, el Informe Beveridge de 1942 dio lugar, indirectamente, al moderno Estado de Bienestar, pero el bienestar moderno est√° desconectado de aquellos derechos, deberes y obligaciones personales originales anteriores a 1834, protegidos y aplicados en virtud de la ley de asentamiento y traslado. No se ha restablecido el derecho personal a la ayuda que en su d√≠a tuvieron los pobres asentados. Esto no es sorprendente, ya que ese derecho ha sido sistem√°ticamente infravalorado, marginado, negado y olvidado. No se trata de minimizar los elementos subjetivos en las cantidades y la forma en que se otorgaba la ayuda a los pobres, ni de negar que la prueba de la indigencia permit√≠a la discrecionalidad de los funcionarios parroquiales; elementos que hoy se entienden como condicionalidad. Los que siguen negando la naturaleza jur√≠dica del derecho hist√≥rico al socorro, incluidos los historiadores, los abogados y los responsables pol√≠ticos, se centran necesariamente en el socorro de la pobreza como un don del Estado; reconstruyendo en gran medida los aspectos de un pasado en el que los pobres exist√≠an supuestamente para ser juzgados, mejorados o vigilados constantemente para evitar el fraude.

Bienestar Social

En ingl√©s: Social Welfare, Public Welfare. Introducci√≥n: Bienestar Social Concepto de Bienestar Social en el √°mbito del comercio exterior y otros afines: Se refiere al nivel alcanzado en la satisfacci√≥n de las necesidades b√°sicas fundamentales de la sociedad, que se expresan en los niveles […]

Bienestar

Introducci√≥n: Consumer Welfare Concepto de Consumer Welfare en el √°mbito del objeto de esta plataforma online: Bienestar del consumidor. Significado Alternativo Es el beneficio que los consumidores deducen de la totalidad de su consumo. Mientras que el bienestar no puede medirse […]

Esquema de Sostenibilidad

Esquema de Sostenibilidad Este elemento es una ampliaci√≥n de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. MEDIO AMBIENTE, y AIRE/ATMOSFERA Biocombustibles Informe Brundtland Ciclo del carbono El cambio clim√°tico Salud del ecosistema Servicios de los ecosistemas Combustibles f√≥siles Econom√≠a verde Residuos peligrosos La salud y el medio ambiente … Leer m√°s

Sociología Ambiental

El trabajo sociol√≥gico sobre temas ambientales ha tendido a polarizarse entre los enfoques constructivistas sociales y los realistas cr√≠ticos (o ‘ambientales’). Los constructores sociales exploran la historia de los temas ambientales, los varios discursos sobre ellos, las formas en que los argumentos son puestos juntos y qu√© grupos sociales e individuos est√°n involucrados. En resumen, los constructores se centran en la actividad de hacer y negar reclamos ambientales. Por el contrario, los realistas cr√≠ticos pretenden ir m√°s all√° de la apariencia superficial de las cosas para proporcionar explicaciones causales de los problemas ambientales. La polarizaci√≥n puede no ser insuperable, aunque como solo en los extremos de cada perspectiva hay un conflicto fundamental de enfoque.

Acción Social

Recursos V√©ase Tambi√©n Bibliograf√≠a Krotoscin, Ernesto, Instituciones de derecho del trabajo, Buenos Aires, 1948; Cabanellas, Guillermo, Derecho normativo laboral, Buenos Aires, 1966; P√©rez Le√Īero, Jos√©, Convenios colectivos sindicales, Madrid, 1959; Gallart Folch, A., Las convenciones […]

Educación Social

La educaci√≥n social es una forma de intervenci√≥n social que se llevar√° a cabo a partir de estrategias y contenidos educativos con el fin de promover el bienestar social y mejorar la calidad de las personas en general y, especialmente, la resoluci√≥n de problemas de los grupos marginados que permanecen fuera del sistema. Aprendizajes acad√©micos y de la vida real -en definitiva- que implican un enfoque en las interacciones y conductas comunitarias y culturales para, en √ļltima instancia, fomentar la tolerancia. Tiene como objetivo que la educaci√≥n social con su acci√≥n sea por un lado prevenir estos problemas de marginaci√≥n y por otro lado asegurar a todos los individuos el cumplimiento de sus derechos, en resumen, su objetivo es optimizar los procesos de socializaci√≥n. (Tal vez sea de inter√©s m√°s investigaci√≥n sobre el concepto).
La incorporación de los individuos a las diferentes redes sociales facilitará el desarrollo de su sociabilidad y permitirá su movimiento social. Mientras tanto, proponen sus defensores, la mano de esa promoción social y cultural permanecerá absolutamente abierta para adquirir diferentes bienes culturales, lo que por supuesto ampliará las perspectivas de los interesados. El educador social, en relación con ello, se define como un agente de cambio social que coordina grupos sociales mediante estrategias educativas que ayudan a los ciudadanos a comprender y participar en su entorno social, político, económico y cultural, y a integrarse plenamente en la sociedad.

Entre las funciones que corresponden a la educaci√≥n social, y en buena medida tienen impacto en las funciones del educador social, est√°n las siguientes: la observaci√≥n de los contextos, comportamientos y actitudes que identifican a los individuos o grupos que se encuentran en situaci√≥n de inadaptaci√≥n o marginaci√≥n; contactar con estos mismos sujetos, para recabar informaci√≥n sobre su vida, problemas, relaci√≥n, para as√≠ conocer la mejor estrategia en cada caso; planificar la estrategia educativa que potenciar√° la participaci√≥n y que obviamente redundar√° en la mejora de la calidad de vida de los implicados; mediar entre los sujetos y las instituciones sociales, escolares o laborales, seg√ļn corresponda, facilitando as√≠ el acceso a las mismas. Cabe se√Īalar que la educaci√≥n social abarca una amplia gama de √°reas, destac√°ndose entre ellas las siguientes: la educaci√≥n de adultos, la educaci√≥n social especializada, la educaci√≥n sociocultural, la educaci√≥n no formal, la educaci√≥n ambiental, la intervenci√≥n en la tercera edad y la intervenci√≥n en adicciones. El acceso a la educaci√≥n, en cualquiera de los casos, se defiende, facilitar√° y contribuir√° a disfrutar de un futuro mejor, con mejores posibilidades tanto en lo que se refiere a lo personal como a lo profesional (por considerarse, tal como muchos estudios observan, que una mayor preparaci√≥n puede competir por mejores condiciones laborales en su √°rea de actuaci√≥n).

Origen del Estado de Bienestar

En 1601, Inglaterra experimentaba una grave depresi√≥n econ√≥mica, con desempleo a gran escala y hambruna generalizada. La Reina Isabel proclam√≥ un conjunto de leyes dise√Īadas para mantener el orden y contribuir al bien general del reino: las Leyes de los Pobres Ingleses. Estas leyes permanecieron en vigor durante m√°s de 250 a√Īos con solo cambios menores. Esencialmente, las leyes distinguieron tres categor√≠as principales de dependientes: el vagabundo, el desempleado involuntario y el desamparado. Las leyes tambi√©n establecieron formas y medios para tratar con cada categor√≠a de dependientes. Lo m√°s importante es que las leyes establecieron la parroquia (es decir, el gobierno local), actuando a trav√©s de un supervisor de los pobres nombrado por los funcionarios locales, como la unidad administrativa para la ejecuci√≥n de la ley.

Esquema de Política Social

Esquema de Pol√≠tica Social Este elemento es una ampliaci√≥n de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. Los esquemas, que presentan informaci√≥n estructurada, ayudan al usuario a ver la estructura general de la informaci√≥n relacionada con un tema y a encontrar entradas individuales que coinciden con algunos criterios. … Leer m√°s

Desarrollos Sociales

Desarrollos Sociales Este elemento es una ampliaci√≥n de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. Nota: no confundir con desarrollo sociale, que versa sobre la parte social del indiv√≠duo. Desarrollos Sociales en Estados Unidos La clase media menguante de Estados Unidos Durante las administraciones de Ronald Reagan y … Leer m√°s

Pol√≠tica Social de los Estados Unidos en los a√Īos 60

La Pol√≠tica Social Norteamericana en los a√Īos 1960 Este elemento es una ampliaci√≥n de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. La sociedad opulenta Mientras que la d√©cada de los a√Īos 60 comenz√≥, los Estados Unidos ten√≠an el “est√°ndar m√°s alto de la masa de vivir” en historia … Leer m√°s

Bienestar Social en Estados Unidos

La reforma del bienestar consigui√≥ su empuje principal del gobierno de la ciudad y del estado. Estos niveles del sector p√ļblico empezaron a sufrir graves crisis presupuestarias durante los a√Īos setenta y ochenta. Un ejemplo principal era la ciudad de Nueva York. Nueva York experiment√≥ una crisis fiscal en 1975. La asistencia p√ļblica, entre otras cosas, fue culpada por los problemas fiscales de la ciudad, precipitando un movimiento para reformar el bienestar de la ciudad. Durante la d√©cada de 1980, otras ciudades siguieron el ejemplo de Nueva York. Al mismo tiempo, los gobiernos estatales de todo el pa√≠s empezaron a pedir “exenciones” de las regulaciones federales relativas a la asistencia p√ļblica. Como resultado, muchas caracter√≠sticas de TANF, incluyendo l√≠mites de tiempo y restricciones para padres adolescentes, ya se hab√≠an implementado a nivel estatal cuando se promulg√≥ la legislaci√≥n federal de 1996.

Historia del Seguro Social en Alemania

Historia del Seguro Social en Alemania Este elemento es una ampliaci√≥n de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. Desarrollo hist√≥rico del Seguro Social y los Programas de Bienestar en Alemania Despu√©s de que Alemania fuera unida en 1871 bajo la direcci√≥n de Otto von Bismarck, la naci√≥n … Leer m√°s

Programas de Bienestar Social

Programas de Bienestar Social Este elemento es una ampliaci√≥n de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. Desarrollo hist√≥rico del Seguro Social y los Programas de Bienestar en Alemania Sobre el desarrollo hist√≥rico del Seguro Social y los Programas de Bienestar en Alemania, v√©ase aqu√≠. Programas de Bienestar … Leer m√°s

Reforma del Bienestar Social

Esta excursi√≥n a la complejidad del temperamento actual del p√ļblico votante y de las fuerzas pol√≠ticas bien organizadas ha considerado propuestas para reducir dr√°sticamente el papel del gobierno nacional en el bienestar social y para reducir dr√°sticamente el costo (o coste, como se emplea mayoritariamente en Espa√Īa) de todos los servicios p√ļblicos, pero comenzando con el bienestar p√ļblico. El debate se ha concentrado en el desaf√≠o o la oportunidad para que los defensores del bienestar social dise√Īen un camino intermedio entre desmantelar nuestro sistema nacional y/o defenderlo tal cual. El desaf√≠o proviene de la creencia de que el actual esfuerzo de desmantelamiento es una forma cruda de responder a los deseos p√ļblicos de cambio en la forma en que las comunidades nacionales y locales manejan serios problemas sociales. El esfuerzo ha evitado hasta ahora la base probable para gran parte de la angustia. El trabajo y la responsabilidad del sector privado son tareas importantes que los defensores del bienestar deben afrontar, que hasta ahora no han estado en el centro de su actividad. M√°s all√° de eso, existe la oportunidad de, despu√©s de 50 a√Īos en un camino de crecimiento nacional, redefinir el n√ļcleo esencial de las responsabilidades nacionales que no pueden ser devolventes o abandonadas para cumplir mejor las condiciones actuales en la naci√≥n.

Un camino intermedio entre los extremos de desmontar demasiado y de defender el status quo podría ser desarrollado. Esto puede implicar la atención a lo que se requeriría para reconstruir un sistema menos centralizado de apoyos sociales aptos para los cambios imprevisibles que se inundan en la sociedad, aceptables para los electores, que coincidan razonablemente con las expectativas crecientes y los medios limitados. Los defensores del bienestar pueden no estar todavía listos para esto, pero algo así tendría que ser abordado si el actual sistema nacional de apoyo social, en el que gran parte de la población y tantas instituciones económicas privadas ahora dependen, debe ser alterado o desmantelado en parte ya sea para que sea más eficaz o para cambiar los controles en la asignación y distribución de los recursos nacionales.

Los cambios sociales y econ√≥micos subyacentes de los √ļltimos 50 a√Īos (s√≥lo algunos de los cuales han sido tocados en esta entrada) plantean la perspectiva de que los complejos principios y objetivos de la asociaci√≥n que han caracterizado los programas de bienestar social de los Estados Unidos desde 1935 est√°n en necesidad de revisi√≥n. (Tal vez sea de inter√©s m√°s investigaci√≥n sobre el concepto). Despu√©s de 50 a√Īos de desarrollo en una sola direcci√≥n, no es irrazonable, aunque muy doloroso, volver a examinar las doctrinas aceptadas por largo tiempo como inmutables. En 1995 la soluci√≥n m√°s discutida es la de recortar los programas sociales y los impuestos y el gasto tributario, y involucionando muchas responsabilidades (con o sin respaldo fiscal federal) a la empresa privada o a los gobiernos estatales y locales. Impl√≠citamente, esto implicar√≠a un desmantelamiento de algunas de las salvaguardias fundadas a nivel nacional contra las interrupciones a veces causadas por las condiciones sociales y econ√≥micas.

Los partidarios del sistema actual han respondido hasta el momento documentando qui√©n ser√° lesionado por cualquier desmantelamiento o devoluci√≥n propuesta mientras argumentan por m√°s fondos federales, sin proponer a√ļn cambios estructurales en la forma en que los fondos actualmente asignados son siendo utilizado. La cuesti√≥n real es que las propuestas de cambio radical no ponen de manifiesto que, si se llevan a cabo, un sistema totalmente nuevo tendr√° que crearse para sustituir los programas de red de seguridad nacional/local ahora en marcha, uno presumiblemente que se basar√° en la totalidad o en gran parte, ya sea en privado en terprise o en el gobierno local. No hay ninguna raz√≥n l√≥gica por la cual no se deba juzgar este cambio, excepto por la evidencia de que el actual conjunto de acuerdos surgi√≥ de insatisfacciones en la d√©cada de 1930, con una empresa privada que acaba de llegar a la base de la comunidad local. La dificultad es que casi todos los grupos de inter√©s ya son beneficiarios significativos del status quo. ¬ŅCu√°nto van a querer renunciar a un nuevo r√©gimen incierto. Si se lleva a cabo en reconocimiento de que la reconstrucci√≥n de una nueva estructura de apoyo de cualquier forma p√ļblicamente aceptable llevar√° tiempo y no puede ahorrar dinero (puede ser m√°s costoso) se puede hacer. Por otra parte, si se supone que la dependencia econ√≥mica debe ser tratada con m√°s dureza o que de alguna manera la econom√≠a privada se reinvertir√° por arte de magia y volver√° a boom, y continuar√° creciendo (en la forma desequilibrada que ha tomado en los √ļltimos 20 a√Īos?) entonces la naturaleza de la transici√≥n ser√° m√°s divisiva. y pol√©mico que nunca.

Servicios de Salud

Salud y Servicios de Salud en la Protecci√≥n de la Infancia y los Derechos del Ni√Īo Art√≠culo de la Convenci√≥n Internacional sobre los Derechos del Ni√Īo donde se recoge este tema Art. 24 Salud y Servicios de Salud y los Derechos del Ni√Īo y el Adolescente El art√≠culo 24 de la CDN otorga al ni√Īo […]

Seguros Sociales

Noci√≥n de Seguros Sociales En materia de empleo y relaciones laborales en la Uni√≥n Europea y/o Espa√Īa, se ha ofrecido [1], respecto de seguros sociales, la siguiente definici√≥n: Medios p√ļblicos para la protecci√≥n de los riesgos sociales basados en la t√©cnica del seguro. Representan el puente […]

Sector Social

Introducci√≥n: Sector Social Concepto de Sector Social en el √°mbito de la contabilidad, el derecho financiero y otros afines: Conjunto de organizaciones que no dependen del Sector P√ļblico y que son ajenas al sector privado ejidatarios, comunidades agr√≠colas, peque√Īos propietarios, asociaciones […]

Programas Sectoriales

Hay muchos problemas sociales, problemas y servicios que cubren en esta entrada y otros que no se mencionan aquí. El objetivo aquí es proporcionar al lector una comprensión de algunos de los principales programas y cuestiones en el bienestar social estadounidense, especialmente los que involucran a la salud y los servicios humanos. Esto se debe a que el desafío fundamental para los trabajadores sociales actuales es hacer contribuciones importantes al desarrollo de políticas y programas que mejor se enfrenten a los principales problemas y cuestiones sociales en los Estados Unidos y otros países.

Cl√°usula del Bienestar General

Cl√°usula del Bienestar General: Introducci√≥n al Concepto Jur√≠dico De acuerdo con Eduardo Jorge Arnoletto: Ninguna normativa puede prever todas las situaciones espec√≠ficas. Un r√©gimen federal prev√© qu√© tareas quedan a cargo del gobierno central y cuales a cargo de los gobiernos locales, pero […]