Feminismo Interseccional

Este texto se ocupa del Feminismo interseccional. El feminismo interseccional es un movimiento intelectual y pol√≠tico que identifica y cuestiona las formas en que los sistemas de opresi√≥n interconectados afectan a la vida social, ejemplificadas en las luchas de las mujeres de color. El feminismo interseccional es una forma de feminismo que defiende los derechos y el empoderamiento de todas las mujeres, tomando en serio el hecho de las diferencias entre las mujeres, incluidas las diferentes identidades basadas en la radicalidad, la sexualidad, la situaci√≥n econ√≥mica, la nacionalidad, la religi√≥n y el idioma. Es un movimiento que reconoce que las barreras a la igualdad de g√©nero var√≠an seg√ļn otros aspectos de la identidad de la mujer, como la edad, la raza, la etnia, la clase y la religi√≥n, y que se esfuerza por abordar un espectro diverso de problemas de la mujer: Las luchas internas entre las feministas blancas y las partidarias de otras soluciones a la descriminaci√≥n ten√≠an que cesar.

Reforma Agraria

Reforma o Revoluci√≥n Agraria en Inglaterra La Revoluci√≥n Agraria inglesa constituye uno de los temas de la historia econ√≥mica en que el avance de la investigaci√≥n ha cuestionado las certezas dominantes solo hace unas d√©cadas. Hoy se conoce m√°s sobre este proceso hist√≥rico, pero existe menor […]

Igualitarismo

En este texto y en otros de esta plataforma se examina como tanto a la psicolog√≠a como a la sociolog√≠a les resulta dif√≠cil sustraerse al contexto de desigualdad, por lo que no ofrecen m√°s que una conceptualizaci√≥n determinista de las diferencias intelectuales entre individuos y grupos. En oposici√≥n al estudio de la inteligencia en las disciplinas sociol√≥gicas y psicol√≥gicas, el fil√≥sofo franc√©s Jacques Ranci√®re presenta la idea de la “igualdad de la inteligencia”, como se describe m√°s ampliamente en otro texto, sacando el concepto de inteligencia de su contexto de desigualdad. En efecto, es posible proponer una inteligencia que no se base en la desigualdad: sin embargo, separar la inteligencia del orden social, donde se define y mide, es imposible, ya que la relaci√≥n con el orden social es la propia singularidad del concepto. Por otra parte, ha habido muchas defensas de la desigualdad, varias de las cuales est√°n arraigadas en puntos de vista morales o religiosos (como en el hinduismo) o en puntos de vista peculiares de la naturaleza humana (como en las ense√Īanzas de Arist√≥teles).

Recursos Naturales

Recursos Naturales en el Derecho Constitucional Comparado del Continente Americano Estudio comparativo sobre esta cuesti√≥n constitucional en los pa√≠ses que m√°s abajo se cubren: BOLIVIA Art√≠culo 136.- Son de dominio originario del Estado, adem√°s de los bienes a los que la ley les da esa […]

Capitalismo Global

La globalizaci√≥n capitalista se define como la fase del capitalismo en la que la clase capitalista transnacional asume gradualmente un papel dirigente en el sistema global. La clase capitalista transnacional consiste en cuatro fracciones superpuestas, dominadas por las empresas (las que poseen y/o controlan las empresas transnacionales y sus filiales locales). El an√°lisis pone de relieve cuestiones econ√≥micas, pol√≠ticas y culturales-ideol√≥gicas. Las crisis de polarizaci√≥n de clases y de insostenibilidad ecol√≥gica, end√©micas de la globalizaci√≥n capitalista, se discuten a la luz de la resistencia al capitalismo global y de las formas alternativas de globalizaci√≥n, basadas en principios no capitalistas de justicia social. El capitalismo global es la cuarta y actual √©poca del capitalismo. Lo que lo distingue de √©pocas anteriores del capitalismo mercantil, el capitalismo cl√°sico y el capitalismo nacional-corporativo es que el sistema, que antes era administrado por y dentro de las naciones, ahora trasciende a las naciones y, por lo tanto, tiene un alcance transnacional o global. En su forma global, todos los aspectos del sistema, incluyendo la producci√≥n, la acumulaci√≥n, las relaciones de clase y el gobierno, se han desvinculado de la naci√≥n y reorganizado de una manera globalmente integrada que aumenta la libertad y flexibilidad con la que operan las corporaciones e instituciones financieras. Las organizaciones multilaterales ofrecen un tercer sistema de apoyo al capitalismo global. Una organizaci√≥n multilateral es un grupo o instituci√≥n formal dise√Īado para abordar cuestiones globales a trav√©s de la acci√≥n colectiva. Algunas organizaciones multilaterales establecen y hacen cumplir las normas que deben seguir las empresas en la econom√≠a mundial. Algunos ejemplos son las Naciones Unidas, que apoyan el bienestar econ√≥mico y el desarrollo econ√≥mico sostenible; el Grupo del Banco Mundial, que financia proyectos de desarrollo; el Fondo Monetario Internacional, que promueve la estabilidad financiera; la Organizaci√≥n Mundial del Comercio, que promueve un comercio m√°s libre; y los bancos regionales de desarrollo, que financian proyectos de desarrollo sostenible en √Āfrica, Asia, Europa del Este y Am√©rica Latina. A un nivel m√°s popular, la conducta empresarial en el √°mbito mundial tambi√©n se ve influida por las organizaciones no gubernamentales (ONG), que re√ļnen y comparten informaci√≥n e instigan reformas. Las ONG, y otras organizaciones de la sociedad civil (OSC) de amplia base, son los t√°banos de la sociedad. Ampl√≠an las voces de los ciudadanos de a pie y presionan a los gobiernos, las empresas transnacionales y las organizaciones multilaterales para que reexaminen las pol√≠ticas econ√≥micas y sociales que afectan a la calidad de vida de las personas.

Acumulación de Capital

Esta entrada se ocupa, entre otros, del proceso de acumulación de recursos para su uso en la producción de bienes y servicios. La acumulación de capital aumenta la cantidad de maquinaria, equipos y estructuras a disposición de los trabajadores de la economía, aumentando así su productividad. Además, el nuevo capital suele incorporar el progreso tecnológico. Por lo tanto, la acumulación de capital puede considerarse, al menos en opinión de una mayoría de economistas, la forma más directa de aumentar el nivel de vida. La acumulación de capital privado tiene lugar cuando la capacidad productiva supera las necesidades inmediatas de consumo. El hecho de que el capital no fluya hacia los países en desarrollo más pobres no contradice realmente la visión canónica, ya que estos países, por muchas razones, no prometen un alto rendimiento de la inversión a pesar de tener poco capital.

Sistema Patriarcal

La Ascendencia Patriarcal es un sistema en el que la descendencia familiar se calcula a trav√©s de los lazos sangu√≠neos de los varones. T√≠picamente los nombres y las propiedades siguen la l√≠nea de descendencia masculina. En esta entrada tambi√©n examinamos las reflexiones de la literatura feminista sobre las formas en que los movimientos feministas transnacionales se han comprometido a transformar el patriarcado. Algunas autoras tratan de responder a la pregunta de si los movimientos feministas transnacionales han desestabilizado los sistemas patriarcales, como el neoliberalismo, el militarismo, la democracia y el fundamentalismo religioso, que sustentan la econom√≠a pol√≠tica, la seguridad y la gobernanza mundiales y afectan a todos los aspectos de nuestras vidas. Tambi√©n planteamos cuestiones sobre la cooptaci√≥n y la colusi√≥n, el trabajo con los hombres y la superaci√≥n de los binarios de g√©nero. Una parte de la doctrina del feminismo examina la compleja y cambiante din√°mica del compromiso feminista con las religiones patriarcales. Centr√°ndose en las fuerzas religiosas (incluidos los gobiernos, los movimientos sociopol√≠ticos, las organizaciones confesionales y las redes y coaliciones transnacionales) que desempe√Īan un papel intr√≠nsecamente pol√≠tico, m√°s que en la espiritualidad como cuerpo de creencias, explora las diversas plataformas de la erudici√≥n y el activismo feministas para contrarrestar y comprometerse con los fundamentalismos religiosos.

Feminismo Global

Este texto se ocupa del feminismo global y, en un aspecto m√°s concreto, de la situaci√≥n de los movimientos feministas transnacionales. El documento de trabajo de la CSW de 1973 abogaba por una convenci√≥n √ļnica y exhaustiva que obligara legalmente a los Estados a eliminar las leyes discriminatorias, as√≠ como la discriminaci√≥n de hecho. El Plan de Acci√≥n Mundial acordado en la Primera Conferencia Mundial de la ONU sobre la Mujer, celebrada en M√©xico en 1975, dio alta prioridad a la adopci√≥n de la CEDAW. La elaboraci√≥n de la convenci√≥n se bas√≥ en los estudios, conocimientos y teor√≠as feministas contempor√°neos del Norte y del Sur (en las √°reas de la vida pol√≠tica y p√ļblica, la educaci√≥n, el empleo, la salud, las mujeres rurales, el derecho, el matrimonio y la vida familiar, etc.) para establecer normas legales normativas y para establecer est√°ndares legales normativos para la igualdad que son de naturaleza sustantiva, atribuyendo el mismo valor a las mujeres y a los hombres, proporcionar una definici√≥n √ļnica de ‘discriminaci√≥n’, reconociendo el patr√≥n de g√©nero de las vidas de las mujeres y de los hombres que desfavorece a las mujeres, y encomendar a los Estados la responsabilidad de tomar medidas positivas para redistribuir los recursos, el poder y las oportunidades para permitir a las mujeres superar los efectos de la discriminaci√≥n pasada.

Feminismo Transnacional

En este texto se utiliza una perspectiva transnacional para examinar las estrategias pol√≠ticas feministas utilizadas por las mujeres de todo el mundo desde mediados de los a√Īos cincuenta. Y se centra en tres √°mbitos: (1) la redefinici√≥n de la pol√≠tica: qu√© constituye la pol√≠tica y las cuestiones pol√≠ticas, la naturaleza del activismo pol√≠tico y los cambiantes discursos pol√≠ticos, desde el feminismo hasta los derechos humanos; (2) la naturaleza de la pol√≠tica feminista: su autonom√≠a frente al Estado, los partidos pol√≠ticos y otros movimientos sociales; y (3) los lugares del activismo pol√≠tico, desde lo personal hasta lo familiar, lo local, lo nacional y lo transnacional. En cada √°mbito, se destaca la naturaleza hist√≥rica y diversa de los debates, los flujos transnacionales de la pol√≠tica feminista y los √©xitos y limitaciones de las estrategias pol√≠ticas feministas.

Compromiso de los Movimientos Feministas Transnacionales

Este texto se ocupa del compromiso de los movimientos feministas transnacionales, en especial los diferentes niveles de compromiso de los movimientos feministas transnacionales. La exitosa instalaci√≥n del conocimiento y las ideas feministas en las instituciones de elaboraci√≥n de pol√≠ticas est√° invirtiendo los principios b√°sicos de los movimientos feministas transnacionales, que pretend√≠an descomponer la producci√≥n de la mujer del Tercer Mundo. En su lugar, se est√° produciendo una creciente homogeneizaci√≥n de las historias, necesidades e intereses de las muy diferentes experiencias de las mujeres de todo el mundo y la construcci√≥n de los temas prioritarios impl√≠citamente consensuados en torno a los cuales aparentemente se espera que todas las mujeres se organicen. Como consecuencia, el poder para definir las necesidades e intereses de las mujeres se traslada cada vez m√°s a los √°mbitos pol√≠ticos globales, y se produce tanto un desreconocimiento de las luchas locales y espec√≠ficas del contexto en torno a los derechos de las mujeres como un borrado de las cuestiones estructurales y de redistribuci√≥n que conducen a la negaci√≥n de los derechos. Desaf√≠a a los movimientos feministas transnacionales a encontrar nuevas bases para la solidaridad que no sean la inserci√≥n del g√©nero en las agendas internacionales y a resistirse a la asimilaci√≥n en las agendas globales a trav√©s de una pol√≠tica re-energizada de reconocimiento y redistribuci√≥n. El texto es una importante respuesta cr√≠tica y cautelar a lo que puede considerarse el triunfalismo de la organizaci√≥n feminista transnacional en las conferencias y procesos globales, y la “homogeneizaci√≥n” de las necesidades e intereses de las mujeres en las sociedades poscoloniales, as√≠ como de las mujeres pobres, de las minor√≠as √©tnicas y de otras mujeres marginadas en los pa√≠ses desarrollados. En 1945, hab√≠a menos del 2% de mujeres en los parlamentos elegidos democr√°ticamente en todo el mundo. En 1975, las mujeres representaban el 10,9% de los parlamentarios del mundo. La media mundial (o global) aument√≥ al 13,5% en 2000, al 18,8% en 2010 y al 20,4% en 2013. Las mujeres no han alcanzado el 30% (o una “masa cr√≠tica”) de los esca√Īos elegidos en ninguna regi√≥n del mundo: los pa√≠ses n√≥rdicos (no definidos como regi√≥n) est√°n a la cabeza con un 42%, seguidos de Am√©rica con un 24,8%; Europa (excluyendo los pa√≠ses n√≥rdicos) con un 22,7%; √Āfrica con un 21,9% (por encima de la media mundial). Asia (19,1%), los Estados √Ārabes (17,8%) y el Pac√≠fico (12,8%) est√°n por debajo de la media mundial.

Movimientos Feministas Transnacionales

Sobre este tema, se expone las contribuciones de los movimientos feministas transnacionales al conocimiento, la pol√≠tica y el cambio social a nivel mundial (o global) desde los a√Īos 60. El texto destaca las contribuciones de los feminismos transnacionales a estos procesos trabajando tanto dentro como fuera de las instituciones gubernamentales. Otro nivel de redes y campa√Īas feministas transnacionales que se refleja en el texto tiene lugar a trav√©s de las fronteras mundiales, regionales y nacionales (lo que se denomina “glocal”), donde diversas perspectivas y organizaciones feministas trabajan en conjunto para lograr objetivos feministas espec√≠ficos. El texto abarca campa√Īas de solidaridad y defensa para poner fin a la violencia contra las mujeres; apoyar a las mujeres en situaciones posteriores a los conflictos; promover la salud y los derechos sexuales y reproductivos; estimular la elaboraci√≥n de presupuestos con perspectiva de g√©nero; y reconocer y apoyar la contribuci√≥n de las mujeres a los medios de vida sostenibles de las comunidades. El texto muestra c√≥mo los movimientos feministas transnacionales han contribuido a cambiar la forma de pensar sobre la salud, el trabajo de cuidados, los medios de vida sostenibles, las finanzas y el comercio, los derechos humanos, la seguridad humana, la violencia, la paz y los conflictos, la ciudadan√≠a, la participaci√≥n pol√≠tica, la construcci√≥n del Estado y las tecnolog√≠as digitales. El texto examina adem√°s el proceso de construcci√≥n de movimientos por los derechos de las mujeres y la justicia de g√©nero, ilustrando c√≥mo los movimientos feministas transnacionales han contribuido a la pol√≠tica y la cultura de movimientos globales m√°s amplios, por ejemplo los movimientos de derechos humanos y Occupy, y las alianzas en torno a la justicia clim√°tica. Las autoras hablan desde una amplia plataforma de ubicaciones individuales e institucionales en el Sur y el Norte globales. Muchas autoras feministas consideran que los movimientos feministas transnacionales deben seguir dando forma a los espacios e instituciones pol√≠ticas a todos los niveles y reconocer las m√ļltiples formas formales e informales en que las relaciones de poder basadas en el g√©nero definen e informan la vida cotidiana. Apoy√°ndose en su historia, sus conocimientos y su profunda comprensi√≥n de la transformaci√≥n pol√≠tica y social, los movimientos feministas transnacionales tienen mucho que ofrecer a la hora de enfrentarse a los dif√≠ciles retos que nos esperan.

Igualitarismo Político

Este texto se ocupa del igualitarismo pol√≠tico. Hay dos respuestas destacadas en las teor√≠as igualitarias modernas: igualdad de bienestar e igualdad de recursos. El igualitarismo del bienestar es popular entre aquellos que se sienten atra√≠dos por la visi√≥n del utilitarismo de que el bienestar humano es, en √ļltima instancia, la caracter√≠stica moralmente m√°s importante de una comunidad a la que el Estado debe prestar atenci√≥n, pero que quieren trazar un camino para que el Estado persiga el bienestar no de una manera “agregada”, sino de una manera m√°s sensible a las particularidades de los individuos. Sin embargo, esta forma de formular una visi√≥n igualitaria plantea algunos problemas graves. Muchos igualitaristas hayan seguido a Ronald Dworkin en la defensa del “igualitarismo de los recursos”, que har√≠a que el Estado igualara los recursos (tal vez definidos seg√ļn algo parecido a los bienes primarios de Rawls), no el bienestar. Pero Dworkin argumenta que es interesantemente dif√≠cil distribuir los recursos “equitativamente” de una manera que sea genuinamente justa. No es tan sencillo como dar la misma cantidad de recursos a cada persona y utilizar el Estado para supervisar las transferencias para garantizar que sigan siendo las mismas. En cambio, lo que Dworkin quiere defender es una forma de distribuir los recursos que, aunque no d√© lugar a que todo el mundo tenga exactamente la misma cantidad, deje a cada persona satisfecha con su suerte y sea capaz de asumir la responsabilidad de c√≥mo satisfacer sus gustos y asegurar su bienestar. Para aclarar su concepci√≥n de la igualdad, Dworkin propone un experimento mental similar al enfoque contractualista para definir la justicia.

Indivíduo en la Sociedad

Indiv√≠duo en la Sociedad Este elemento es una expansi√≥n del contenido de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. Liberalismo, comunitarismo y teor√≠a postliberal La justicia es un tema complicado, y la equidad distributiva es s√≥lo uno de sus aspectos. Los te√≥ricos pol√≠ticos que han reflexionado sobre la … Leer m√°s

Feminismo Postmoderno

Feminismo postmoderno implica, entre otras cosas, la oposici√≥n al esencialismo en el estudio del g√©nero y la creencia en modos de conocimiento plurales. Los derechos de la mujer y la igualdad de g√©nero son las principales preocupaciones de los movimientos feministas transnacionales y est√°n vinculados de forma compleja a luchas m√°s amplias a nivel mundial, regional, nacional, local y glocal por la transformaci√≥n social. Los textos examinan el desaf√≠o de los movimientos feministas transnacionales a los discursos y sistemas hegem√≥nicos que han oprimido a un gran n√ļmero de mujeres y hombres debido a su g√©nero, ubicaci√≥n geogr√°fica, raza, etnia, indigeneidad, clase, casta, religi√≥n, edad, capacidad y sexualidad, entre otras razones. Los textos espec√≠ficos exploran las contribuciones de los movimientos feministas transnacionales al desmantelamiento de los viejos √≥rdenes pol√≠ticos, durante los conflictos y las crisis, y a las nuevas formas de organizaci√≥n en la b√ļsqueda continua de sociedades justas, equitativas, inclusivas, democr√°ticas y pac√≠ficas. Las mujeres siguen teniendo un acceso desigual a los derechos humanos fundamentales, como la alimentaci√≥n y la vivienda. Su integridad corporal y sus derechos sexuales y reproductivos est√°n profundamente cuestionados. Las mujeres, tanto en el Sur como en el Norte, realizan la mayor parte de las tareas de cuidado y reproducci√≥n social, est√°n segregadas en ocupaciones mal pagadas y ganan menos que los hombres por un trabajo de igual valor. Tienen un acceso y un control desiguales sobre los recursos econ√≥micos, como la tierra, la propiedad y el cr√©dito. Las brechas de g√©nero son evidentes en √°reas como la salud, la educaci√≥n, el empleo, la pobreza, el esp√≠ritu empresarial, la toma de decisiones y el impacto de la degradaci√≥n medioambiental. La violencia contra las mujeres, en sus m√ļltiples manifestaciones, contin√ļa en proporciones epid√©micas en el Sur y el Norte globales.

Tensiones en los Movimientos Feministas Transnacionales

El feminismo transnacional tiene que volver a plantear los viejos debates sobre la especificidad de los sistemas de g√©nero patriarcales y capitalistas que prevalecen en las distintas partes del mundo. Las pol√≠ticas de solidaridad deben surgir de esa apreciaci√≥n de la “diferencia” y del an√°lisis de los modos globales de explotaci√≥n y las desigualdades patriarcales. Para los del Norte, tienen que tener un profundo reconocimiento de las modalidades interseccionales de poder -en torno al racismo, la clase, el g√©nero, la etnia, la religi√≥n, la sexualidad- entre nosotras y las mujeres del Sur. La experiencia previa sugiere que no es f√°cil ganar solidaridad sin tener en cuenta nuestras ubicaciones y posicionamientos diferenciales frente a los dem√°s. Hay que respetar otras formas de vida, distintas de las occidentales, sin sucumbir a los imperativos patriarcales. Un movimiento feminista transnacional vibrante s√≥lo puede prosperar si hay respeto mutuo. Aunque las TIC pueden proporcionar una plataforma √ļtil para la articulaci√≥n local de los problemas, especialmente a trav√©s de debates y discusiones, incluso cuando las mujeres activistas ganan poder en algunos contextos, pueden quedar impotentes en otros en medio de las tensiones entre lo global y lo local, el acceso y la exclusi√≥n, y las din√°micas contrapuestas de casta, clase y raza. El texto tambi√©n ofrece una plataforma para la articulaci√≥n de tensiones entre generaciones de feministas. Un sector de la doctrina feminista plantea cuestiones sobre la inclusi√≥n y la exclusi√≥n de las j√≥venes feministas en los procesos relacionados con la salud. Respecto a las diferencias dentro del Sur global, en el contexto de las comunidades marginadas y econ√≥micamente despose√≠das, la violencia ejercida por muchos proyectos dominantes que invocan la etiqueta de “feminismo” o “g√©nero” ha hecho que mucha gente se distancie de lo que hace afirmaciones y articula objetivos e ideas de proyectos en nombre del feminismo.

Animales

La crueldad animal, también conocida como abuso animal, se define legalmente como cualquier acto de violencia o negligencia que inflige sufrimiento o muerte a un animal. Las leyes sobre crueldad animal normalmente se extienden sólo a los animales domésticos o domesticados, como las mascotas, los caballos y los animales de tiro u otros animales de trabajo. La caza o la captura legal de animales de caza, la investigación -como la vivisección o los ensayos con animales- y la cría de animales también pueden estar sujetas a las leyes de crueldad animal si se inflige un dolor innecesario a un animal.

Igualdad Liberal

Aqu√≠ se ha tratado de subrayar la singularidad del concepto, es decir, en el hecho de que sirve tanto como principio pol√≠tico como en contextos extrapol√≠ticos, y que busca basar la pol√≠tica en una forma de racionalidad que se apoya en una intuici√≥n de consistencia (relaci√≥n de igualdad con los iguales). Tambi√©n se examina un tipo diferente de visi√≥n hist√≥rica de la igualdad (que aplicamos principalmente al per√≠odo de formaci√≥n de la modernidad): una visi√≥n que examina la historia de la igualdad a trav√©s de la pregunta de c√≥mo surgieron nuevas formas de indignaci√≥n por la falta de igualdad; es decir, c√≥mo empezaron a percibirse las condiciones sociales como escasas de igualdad. Asimismo, tratamos de se√Īalar el n√ļcleo del debate contempor√°neo sobre la naturaleza de la idea de una comunidad pol√≠tica de iguales, y destacar el cambio necesario para repensar la desigualdad como algo estructural: un cambio que a su vez requiere repensar diversos patrones de desigualdad estructural, como la explotaci√≥n, y restablecer el principio de igualdad a partir del concepto de vulnerabilidad.

Igualdad Política

Este texto se ocupa de la Igualdad Pol√≠tica, en parte como las normas de distribuci√≥n de los valores sociales. Aqu√≠ se analiza la potencia pol√≠tica del concepto de igualdad, se√Īalando la exigencia de coherencia y racionalidad que lleva impl√≠cita. Dicha exigencia, argumentamos, se refiere a un orden de cosas que nunca es un dato ontol√≥gico, sino m√°s bien el producto de alg√ļn inter√©s humano, o como nos gusta decirlo, el producto de alguna visi√≥n igualitaria: una visi√≥n que implica una distinci√≥n entre ciertas diferencias entre las personas que se consideran leg√≠timas e ingenuas y las que se consideran ileg√≠timas e incorrectas. Este texto tambi√©n, significativamente, trata de rastrear el surgimiento de la visi√≥n igualitaria moderna, seg√ļn la cual todos los seres humanos nacen iguales. Para ello, traza una trayectoria geneal√≥gica particular: los v√≠nculos entre la igualdad, la idea de que el hombre ha sido creado a imagen de Dios y las transformaciones hist√≥ricas con respecto a la relaci√≥n con la muerte. Asimismo, se examina tres paradigmas de la igualdad que dominan el paisaje del pensamiento liberal anglosaj√≥n en la segunda mitad del siglo XX: El igualitarismo de la suerte, la escuela rawlsiana y la “igualdad de relaciones” o “igualdad democr√°tica”. Partiendo de la cr√≠tica del tercer paradigma a los dos anteriores, desarrollamos tres puntos que creemos que descubren mejor los puntos ciegos de los debates contempor√°neos sobre el concepto. En primer lugar, tratamos de afinar la idea de las relaciones sociales desiguales mediante una definici√≥n m√°s precisa de la desigualdad estructural. En segundo lugar, pasamos a analizar el concepto de explotaci√≥n, que sirve de ejemplo para calificar una categor√≠a concreta de desigualdad estructural. Por √ļltimo, se argumenta que ir m√°s all√° de los l√≠mites de la imagen liberal predominante de la igualdad requiere ir m√°s all√° de la idea de inspiraci√≥n kantiana del mismo valor moral de todos los seres humanos.

Historia de las Mujeres Trabajadoras

Esta entrada se ocupa de la participaci√≥n de las mujeres en la fuerza de trabajo. Las mujeres comenzaron a incorporarse a la fuerza de trabajo en cantidades significativas a principios del siglo XIX, cuando la producci√≥n industrial aument√≥ debido a varios factores, entre ellos la introducci√≥n de maquinaria textil mejorada en el sistema de f√°bricas. Durante casi 150 a√Īos, la t√≠pica empleada era joven y soltera. Tras el inicio de la Segunda Guerra Mundial (1939-45), las mujeres casadas empezaron a unirse a la fuerza laboral en gran n√ļmero, tomando trabajos de f√°brica para apoyar el esfuerzo de la guerra. En los a√Īos de posguerra las mujeres se enfrentaron a la presi√≥n social para volver al hogar y criar a los hijos, pero en los a√Īos sesenta, durante la √ļltima parte del siglo XX, comenzaron de nuevo a hacer progresos en el lugar de trabajo.

Empoderamiento Laboral

El empoderamiento es cualquier proceso que proporciona una mayor autonom√≠a a trav√©s del intercambio de informaci√≥n relevante y la provisi√≥n de control sobre los factores que afectan al desempe√Īo del trabajo. Se analiza los principales beneficios: Aumento de la productividad, reducci√≥n de costes, mejora de la calidad, ventaja competitiva y mayor satisfacci√≥n y retenci√≥n en el trabajo. Tambi√©n se examinan las distintas barreras para el empoderamiento de los empleados: Cultura organizativa incongruente, sistemas de control r√≠gidos y delegaci√≥n de autoridad inadecuada.

Comercio Equitativo

Los estatutos estatales promulgados en la primera mitad del siglo XX permiten a los fabricantes fijar precios de venta mínimos, máximos o reales para sus productos, y así evitar que los minoristas vendan productos a precios muy bajos.

Amnistía Internacional

Amnistía Internacional es una organización no gubernamental humanitaria de carácter privado, con cobertura internacional, que lucha de forma imparcial por la liberación de los prisioneros de conciencia o, lo que es lo mismo, de todas las personas encarceladas o maltratadas debido a sus creencias. Se explora cómo el concepto de autoridad moral afecta a la vida laboral de los servidores de tal ideal y las formas en que puede socavar la autoridad política de AI a lo largo del tiempo.
Como se√Īala la entrada, AI es m√°s parecida a una orden religiosa que a otra cosa, y esa observaci√≥n tiene ramificaciones para el mundo de las ONG m√°s all√° de Amnist√≠a Internacional.

Futuro de la Atención Primaria de Salud

Futuro de la Atenci√≥n Primaria de Salud Este elemento es una expansi√≥n del contenido de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. Nota: aunque hay una distinci√≥n entre la atenci√≥n primaria y la atenci√≥n primaria de salud (APS), trataremos ambos conceptos uniformemente aqu√≠. En 1978 la conferencia de … Leer m√°s

Historia de las Políticas de la Atención Médica Primaria

Bajo el lema “Salud para todos para el a√Īo 2000″, la OMS y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) se propusieron llevar a la pr√°ctica su visi√≥n de la mejora de la salud. [rtbs name=”derecho-a-la-salud”] Se enfrentaron a varios retos cr√≠ticos. Entre ellos figuraban la definici√≥n de la atenci√≥n primaria de salud (APS) y su puesta en pr√°ctica, la elaboraci√≥n de marcos para traducir la equidad en acciones, la experiencia tanto del potencial como de las limitaciones de la participaci√≥n comunitaria para ayudar a lograr la definici√≥n de salud de la OMS, y la b√ļsqueda de la financiaci√≥n necesaria para apoyar la transformaci√≥n de los sistemas de salud. Estos desaf√≠os fueron asumidos por programas mundiales, nacionales y de organizaciones no gubernamentales en un esfuerzo por equilibrar la visi√≥n de la APS con las realidades de la prestaci√≥n de servicios de salud. La implementaci√≥n de estos programas tuvo diversos grados de √©xito y fracaso. En el futuro, la APS deber√° abordar preocupaciones cr√≠ticas, la primera de las cuales es c√≥mo abordar los apremiantes problemas de salud de principios del siglo XXI, incluidos el cambio clim√°tico, el control de las enfermedades no transmisibles, las emergencias sanitarias mundiales y el costo y la eficacia de la ayuda humanitaria a la luz de los crecientes disturbios violentos y las cuestiones relacionadas con la gobernanza mundial. El segundo es c√≥mo la APS influir√° en las pol√≠ticas que surjan de la comprensi√≥n cada vez mayor de que las intervenciones sanitarias deben llevarse a cabo en un contexto de complejidad y no como soluciones lineales y previsibles.

Historia de la Atención Médica Primaria

En 1978, en una conferencia internacional celebrada en Kazajst√°n, la Organizaci√≥n Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia presentaron una propuesta de pol√≠tica titulada “Atenci√≥n primaria de la salud” (APS). Adoptada por todos los Estados miembros de la Organizaci√≥n Mundial de la Salud, la propuesta cataliz√≥ ideas y experiencias mediante las cuales los gobiernos y las personas comenzaron a cambiar sus opiniones sobre la forma de obtener y mantener una buena salud. La Declaraci√≥n de Alma-Ata (como se conoce, despu√©s de la ciudad en la que se celebr√≥ la conferencia) comprometi√≥ a los Estados miembros a adoptar medidas para lograr la definici√≥n de la OMS de la salud como “un estado de completo bienestar f√≠sico, mental y social, y no solamente la ausencia de enfermedades o dolencias”. Argumentando que la buena salud no era meramente el resultado de los avances biom√©dicos, la prestaci√≥n de servicios sanitarios y la atenci√≥n profesional, la declaraci√≥n afirmaba que la salud era un derecho humano, que la desigualdad del estado de salud entre las poblaciones del mundo era inaceptable y que las personas ten√≠an el derecho y el deber de participar en la planificaci√≥n y ejecuci√≥n de su propia atenci√≥n sanitaria. Propuso que esta pol√≠tica se apoyara mediante la colaboraci√≥n con otros sectores gubernamentales para asegurar que la salud se reconociera como una clave para la planificaci√≥n del desarrollo.

Cl√°usula Social

Las conexiones entre la Organizaci√≥n Internacional del Trabajo y la Organizaci√≥n Mundial del Comercio. La Cl√°usula Social y la Materia Preventiva Laboral Nota: sobre las Fuentes Internacionales en Materia Preventiva, v√©ase aqu√≠. La cuesti√≥n de la relaci√≥n entre la competici√≥n internacional […]

Esquema de Etnias

Esquema de Etnias Este elemento es una ampliaci√≥n de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. Esquema de Grupos sociales y Etnias: Colectivos dentro del Estado y sus derechos corporativos Nota: v√©ase asimismo el Esquema de Grupos Sociales. Grupos sociales y Etnias Etnias Grupos sociales [rtbs name=”colectivos-dentro-del-estado-y-sus-derechos-corporativos”] [rtbs … Leer m√°s

Esquema de Derechos de los Animales

Esquema de Derechos de los Animales Este elemento es una ampliaci√≥n de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. Esquema del Bienestar Animal en relaci√≥n a la Bio√©tica [rtbs name=”bioetica-y-politicas-publicas”] Investigaci√≥n de animales: Aspectos hist√≥ricos Investigaci√≥n de animales: Cuestiones filos√≥ficas Investigaci√≥n de animales: Derecho y pol√≠tica Bienestar y … Leer m√°s

Justicia Social Religiosa

Justicia Social Religiosa Este elemento es una ampliaci√≥n de los cursos y gu√≠as de Lawi. Ofrece hechos, comentarios y an√°lisis sobre este tema. Justicia Social del Cristianismo Las actitudes cristianas hacia los temas sociales se derivan de los temas b√°sicos de la tradici√≥n hebrea y jud√≠a. El Dios de los hebreos no era tribal, sino … Leer m√°s