Vídeo Musical

¿Cómo podemos comprometernos críticamente con el vídeo musical y su papel en la cultura popular? ¿Qué tienen que decirnos los vídeos musicales contemporáneos sobre los modelos de identidad cultural actuales? Basado en una serie ecléctica de estudios de caso, este examen es un análisis de las formas, los placeres y la política que ofrecen los vídeos musicales. Al replantear algunos enfoques clásicos de los estudios cinematográficos y de la música popular y conectarlos con los nuevos debates sobre el «estado» actual del feminismo y la teoría feminista, este texto muestra por qué y cómo deberíamos estudiar los vídeos musicales en el siglo XXI. El vídeo musical es una forma importante e interesante de la cultura popular contemporánea. La razón de ser del vídeo musical como dispositivo promocional ha tenido una serie de consecuencias significativas en la forma en que se ha estudiado y conceptualizado. El análisis del vídeo musical se pone al servicio de fines teóricos más amplios como el lugar en el que tanto la economía como la estética del posmodernismo se condensan en pruebas palpables de la lógica de la posmodernidad. Se investiga algunos conceptos críticos clave en relación con el vídeo musical. También aborda el examen del vídeo musical como un lugar en el que las construcciones normativas de raza, género y etnia se ponen en evidencia, se confirman, se refuerzan y, a veces, se desafían. El vídeo musical se considera seriamente como una forma distinta de cultura popular con su propio y complejo conjunto de estructuras y convenciones, así como un sitio importante para la representación de las identidades culturales. La literatura también analiza las formas en que los tropos de la negritud y la blancura de larga data se utilizan para desarrollar diferentes feminidades para las mujeres negras y blancas.

Nacionalismo Moderno

Nacionalismo es una conciencia exagerada del valor y la importancia del propio Estado nación (o, en ocasiones, la propia nación). En contraste con la conciencia nacional y el patriotismo (amor a la patria), el nacionalismo glorifica a la propia nación y menosprecia a las demás. Al mismo tiempo, se desarrolla un sentido de misión para moldear el mundo entero según las propias ideas. Podría decirse que el nacionalismo ha sido la fuerza más poderosa de la política mundial (o global) durante más de 200 años. Ha contribuido al estallido de guerras y revoluciones. Ha estado estrechamente vinculado al nacimiento de nuevos Estados, a la desintegración de imperios y al rediseño de fronteras; y se ha utilizado para remodelar los regímenes existentes, así como para reforzarlos. El mayor logro del nacionalismo ha sido establecer la nación como unidad clave para el gobierno político, lo que significa que el llamado Estado-nación (Estado en el que la población tiene una identidad nacional compartida, basada normalmente en la misma lengua, religión, tradiciones, e historia) ha llegado a ser aceptado como la forma más básica -y, según los nacionalistas, la única legítima- de organización política. Sin embargo, el carácter del nacionalismo y sus implicaciones para la política mundial (o global) son muy discutidos. ¿Ha hecho el nacionalismo avanzar la causa de la libertad política o simplemente ha legitimado la agresión y la expansión?

Identidades Culturales Contemporáneas

Este texto se ocupa de las identidades culturales contemporáneas. Entre este amplio espectro, se examina los cambios en las industrias de los medios de comunicación y el problema de la identidad cultural en Asia Oriental, dentro de la problemática de la globalización y el poscolonialismo. En general, desde 1980, los principales temas de conversación en los círculos de la industria de los medios visuales han sido la sinergia, la convergencia y la desregulación. En las dos últimas décadas, las industrias de las telecomunicaciones, el cable, el satélite, la televisión y el cine han dado lugar a gigantes de los medios de comunicación a través de muchos tipos de fusiones. Las inversiones masivas necesarias para convertirse en actores principales del mercado global fueron las que básicamente impulsaron estos cambios industriales. Estos cambios del mercado global se han extendido igualmente a Asia, estimulados por el potencial de mercado de sus industrias mediáticas y culturales. A principios de la década de 2000, decenas de sistemas regionales de satélites internacionales cubrían el cielo de Asia. Los servicios de televisión por cable y por satélite ya funcionaban en casi todos los países. Con el inicio de las emisiones de Star TV desde Hong Kong en la década de 1990, empezaron a estar disponibles canales de cable estadounidenses como CNN1, ESPN y HBO. En segundo lugar, junto con estos cambios en el mercado global, el comercio entre los medios de comunicación asiáticos y las industrias culturales se dinamizó enormemente. Como demostraron el análisis sobre Europa y sobre el mercado mundial (o global) a fines de los años 90, también en Asia, en lugar de que la industria estadounidense conquistara el mundo, las industrias regionales se expandieron simultáneamente. Varios investigadores demostraron que en la década de 1990 los programas de televisión de los países asiáticos se interpenetraron. Es un hecho indiscutible que surgió un nuevo «mercado geocultural» en el que las películas, la música y los dibujos animados de Japón entraron en Asia; las películas, la música y los programas de televisión de Corea del Sur entraron en Taiwán y China; y las películas y los programas de televisión de Taiwán y Hong Kong entraron y salieron de China. Un ejemplo representativo es el servicio por satélite Phoenix, que conecta China, Taiwán, Hong Kong y el sudeste asiático. Se creó mediante una empresa conjunta entre Star TV, dos empresas de Hong Kong y una empresa de China continental.

Nacionalismo

Nacionalismo es una ideología y movimiento político inspirado en ella, que en base a la exaltación de las características propias de un pueblo (históricas, culturales, étnicas, religiosas) procura lograr la creación de un Estado. El Nacionalismo, en sencillas palabras, es un sentimiento de intensa lealtad y devoción a un país o patria.

Colonización de Asia

Este texto se ocupa de los motivos, características y consecuencias de la colonización de Asia, cuyos pueblos eran muy distintos de los de África, y por ello su colonización también. En el siglo XIX, las diversas oficinas exteriores europeas se dedicaron no sólo a disputarse con los británicos las regiones salvajes y subdesarrolladas de la superficie del mundo, sino también a trocear los populosos y civilizados países de Asia como si estos pueblos, también, no fueran más que materia prima para la explotación europea. El imperialismo interiormente precario, pero exteriormente espléndido de la clase dominante británica en la India, y las extensas y rentables posesiones de los holandeses en las Indias Orientales, llenaron a las clases dominantes y mercantiles de las Grandes Potencias rivales con sueños de glorias similares en Persia, en el Imperio Otomano en desintegración, y en Más India, China y Japón. Los bóxers se volvieron más y más amenazantes para los europeos en China. Se intentó enviar más guardias europeos a las legaciones de Pekín, pero esto sólo precipitó las cosas. El ministro alemán fue abatido en las calles de Pekín por un soldado de la Guardia Imperial. El resto de los representantes extranjeros se reunieron e hicieron una fortificación de las legaciones mejor situadas y soportaron un asedio de dos meses. Una fuerza aliada combinada de 20.000 personas al mando de un general alemán marchó entonces hasta Pekín y relevó las legaciones, y la emperatriz huyó a Sian-fu, la antigua capital de Taitsung en Shensi. Algunas de las tropas europeas cometieron graves atrocidades contra la población civil china. Esto nos lleva al nivel de 1850, digamos. Siguió la anexión práctica de Manchuria por parte de Rusia, una disputa entre las potencias, y en 1904 una invasión británica del Tíbet, hasta entonces un país prohibido. Pero lo que no aparecía en la superficie de estos acontecimientos, y lo que hacía que todos estos eventos fueran fundamentalmente diferentes, era que China contenía ahora un número considerable de personas capaces que tenían educación y conocimientos europeos. La insurrección de los bóxers amainó, y entonces la influencia de este nuevo factor comenzó a aparecer en las conversaciones sobre una constitución (1906), en la supresión del consumo de opio y en las reformas educativas.

Sentimiento Nacionalista

Este texto se ocupa de la idea de nacionalismo y su historia, de porque es importante el sentimiento nacionalista. Las ideas de nacionalidad y, como corona del éxito nacional, «imperio», dominaron el pensamiento político europeo, dominaron, de hecho, el pensamiento político del mundo, a lo largo de la segunda mitad del siglo XIX, y lo dominaron hasta la exclusión práctica de cualquier concepción más amplia de un bienestar humano común. Eran ideas de trabajo plausibles y peligrosamente inseguras. No representaban nada fundamental e inalterable en la naturaleza humana, y no respondían a las nuevas necesidades de control y seguridad mundial que la revolución mecánica hacía cada día más imperativas. Se aceptaron porque la gente en general no tenía los puntos de vista amplios que puede dar un estudio de la historia mundial, ni tenía ya la caridad integral de una religión mundial. Su peligro para todas las rutinas de la vida ordinaria no se percibió hasta que fue demasiado tarde.

Comunitarismo en Filosofía Política

Al igual que Platón, los comunitaristas creen que los seres humanos pueden alcanzar una vida buena sólo si viven dentro de una sociedad que funcione bien y que el gobierno debe ayudar a crear (aunque, como hemos señalado, los comunitaristas están, a diferencia de Platón, generalmente comprometidos con las formas democráticas de gobierno). Como su nombre indica, los comunitaristas se preocupan ante todo por la comunidad: Insisten en que cada uno de nosotros, como individuo, desarrolla una identidad, unos talentos y unos objetivos en la vida sólo en el contexto de una comunidad. La vida política, por tanto, debe comenzar con una preocupación por la comunidad (no por el individuo), ya que la comunidad es lo que determina y moldea la naturaleza de los individuos. El problema de la confianza de los liberales en la razón, dicen los comunitaristas, es que su concepción de la razón está desconectada de las tradiciones sociales, operando en el vacío (pensemos en el razonamiento de la posición original de Rawls) y, por lo tanto, desconectada de las preocupaciones reales, las suposiciones, los objetivos, las aspiraciones y los sistemas de creencias que tienen las personas reales, socialmente integradas.

Comunitarismo

Comunitarismo en la Teoría del Derecho: Esta entrada, aparte de los aspectos políticos del término, investiga las relaciones de poder / conocimiento entre el gobierno penal contemporáneo y la teoría criminológica. Se discute el surgimiento de lo que puede llamarse comunitarismo neoliberal. En relación con el «welfarismo penal» que tiene éxito, el comunitarismo neoliberal proporciona una razón de gobierno que permite una mayor complejidad, precisamente porque consiste en un conjunto paradójico de doctrinas, discursos y técnicas. Esto implica un énfasis tanto en la ‘responsabilidad individual’ como en la ‘comunidad’, protegiendo el mercado y la comunidad mediante el endurecimiento del control social, la ley y el orden y la producción de autocontrol racional.Individuos excluyendo al ciudadano de riesgo cultural y biológico. Esta voz ilustra la incorporación de las teorías criminológicas como fundamentos de la política, y explica cómo las teorías criminológicas pueden ubicarse en el espacio discursivo del comunitarismo neoliberal. El concepto de comunitarismo se desarrolla presentando los elementos clave y los teóricos clave. Los elementos son una metodología hermenéutica, la crítica del individualismo, un concepto del bien, la idea de comunidad y las virtudes cívicas. Entre los teóricos clave, Charles Taylor, Michael Sandel y Alasdair MacIntyre responden críticamente al liberalismo en la teoría de John Rawls, enfatizando que no puede explicar las lealtades a las comunidades y la motivación para actuar moralmente. Michael Walzer relaciona valores comunes y una idea compartida de lo justo con opiniones comunes en diferentes esferas de la justicia que se dirige contra el liberalismo rawlsiano. Philip Selznick y Amitai Etzioni superan el debate liberal-comunitario al señalar que el desarrollo de valores comunes presupone el libre consentimiento de los individuos. Robert Bellah señala la importancia del compromiso cívico y la orientación de valores para una buena sociedad. Etzioni critica por un lado la negligencia del contexto social de la integridad individual en la teoría liberal. Por otro lado, insiste en la democracia interna en las comunidades como criterio de evaluación de los sistemas de valores para evitar el relativismo y los valores opresivos. La predicción final es que las ideas comunitarias jugarán un papel estable en la autorreflexión de las sociedades en proceso de modernización.

Integración Europea

Esta entrada examina la crisis y adaptación a la diversidad europea. Para que la integración europea tenga éxito, habrá que introducir una serie de cambios. La entrada explora estos temas. También se examina la integración en la Unión Europea en el Derecho Constitucional Rumano, en su Artículo 148.

Identidad Nacional

Visualización Jerárquica de Identidad nacional Asuntos Sociales > Cultura y religión > Cultura > Identidad cultural
Vida Política > Marco político > Ideología política > Nacionalismo
Vida Política > Marco político > Ideología política > Comunitarismo Identidad nacional Concepto de […]

Identidad Europea

Visualización Jerárquica de Identidad europea Asuntos Sociales > Cultura y religión > Cultura > Identidad cultural
Unión Europea > Construcción europea > Profundización de la Unión Europea > Integración europea Identidad europea Concepto de Identidad europea Véase la definición de Identidad […]

Payo

El vocablo se registra desde principios del siglo XVI, y era muy corriente en los siglos XVII y XVIII. En español general continúa siendo designación del aldeano. Una acepción es la de «campesino ignorante y rudo». Registra también la voz “payo” como modo de llamar al prelado o al párroco en geunanía. El sentido que tiene en México se ha registrado en todos los diccionarios de americanismos del español (Santamaría, Malaret, Morínigo), y no parece estar muy alejado de la acepción más general, aunque solo se puede hablar de payos respecto al habitante de las grandes ciudades, y no se puede calificar de payo a un campesino en el campo. La voz “payo” tiene otras significaciones en el resto de América.

Rusia Asiática

A lo largo de la historia rusa, los observadores nacionales y extranjeros han buscado definir las similitudes y diferencias entre Rusia y Asia, combinando geografías simbólicas y físicas, a menudo como un corolario de la relación de Rusia con Europa. Tanto los conceptos como las líneas fronterizas cambiaron a medida que el estado ruso se expandió desde el siglo XV en adelante, desde una pequeña base territorial en el Alto Volga al sur y al este, para incorporar territorios habitados por pueblos asiáticos. La conquista fue acompañada por patrones desiguales de colonización e intentos erráticos de conversión a la ortodoxia y la rusificación. (Tal vez sea de interés más investigación sobre el concepto). Estos procesos variaron en encuentros con diferentes poblaciones y paisajes a lo largo de cuatro fronteras principales, Pre-Volga y Siberia, la Estepa póntica, Transcaucasus y Trans Caspia. En 1914, el Imperio ruso era un estado multinacional que no había resuelto los problemas fundamentales de su autopercepción como civilización o la estabilidad de su gobierno.